COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR)- El trágico incendio que se registró en la mañana del lunes en la zona alta del barrio Jorge Newbery, dejó tres fallecidos y siete hermanos internados, que fueron salvados del incendio.

Este martes, se confirmó a ADNSUR, que uno de ellos fue dado de alta en las últimas horas, mientras que dos niños aún permanecen "en observación en pediatría pero evolucionando muy bien".

Otro de los hermanos, de 18 años evoluciona muy bien, ya salió de la Unidad de Terapia intensiva del Hospital Regional y está internado en sala.

Sin embargo,  tres de los hermanitos- que ayer perdieron a su mamá, papá y un hermano de 16 años- continúan entubados y estables en la Terapia Intensiva.

Ayer, a pocas horas del trágico incendio, la directora del Hospital Regional, Myriam Monasterolo, informó a ADNSUR que había tres niños en terapia intensiva pediátrica, dos en sala común, un adolescente de 18 en la terapia de adultos y dos jóvenes de 21 y 22 años en la guardia recuperándose por la intoxicación con monóxido.

Por su parte, el cirujano plástico del Hospital Regional, Iván Perrone, brindó detalle sobre el caso de Milagros, quien tiene comprometida su vía aérea. “Inhaló humo y por eso la mucosa se cierra y necesita asistencia mecánica respiratoria. Tiene mucha chance de salir bien, las primeras 48 horas son claves", informó.

Milagros fue quien en el 2018 sufrió un accidente domestico y se quemó el 35%  del cuerpo con aceite hirviendo, y por lo que fue sometida a una operación con piel cadavérica. En cuanto a su hermanita de 14 años, "ayer (lunes) la operaron para descomprimir las dos piernas que tiene quemadas. Ella tiene un 55 % de afectación de superficie de la piel, está muy grave con pronóstico reservado. Terminamos de operar sus piernas para tratar de salvar los miembros inferiores”, dijo.