RAWSON - El Dr. Mario Luis Vivas, presidente del Superior Tribunal de Justicia de Chubut hizo un balance sobre el trabajo realizado durante el año 2020 a pocos días de la finalización del mismo.

En diálogo con Jusnoticias se refirió al impacto de la pandemia y la crisis salarial, el trabajo realizado bajo los protocolos sanitarios y la incorporación de nueva tecnología, como así también los desafíos a futuro para el Poder Judicial.

-¿Cómo ha afrontado el poder judicial este año complejo?

Vivas: “Si bien esto es algo que fue mundial, en el caso particular de la provincia y de la justicia muy en particular, a la pandemia se le sumó la cuestión de la crisis salarial,  que no fue resuelta. El atraso salarial se sostiene hasta el día de hoy y eso impactó fuertemente en la actividad, no obstante lo cual yo personalmente felicito y estoy orgulloso del modo en que encararon los operadores judiciales, desde los magistrados hasta los funcionarios y muchos empleados, el esfuerzo que han puesto para brindar un servicio de justicia en un poder del estado que no tengo dudas de decirlo, fue el que mejor funcionó”.

-Se vieron obligados a implementar de urgencia algunos proyectos que tenían preparados.

-“Si, y el resultado ha sido más que aceptable. La pandemia nos obligó a acelerar tiempos, toda la cuestión tecnológica que se llevó a cabo este año a través de las escritos electrónicos e incluso el inicio en algunos juzgados de demandas por la vía digital es algo que teníamos en proyecto y realmente hemos logrado un desarrollo en medio de esta desgraciada situación que atraviesa el mundo y en particular la provincia. Nos vimos obligamos a implementar un sistema electrónico que en otros tiempos hubiera demorado mucho más y también nos obligó a invertir y esa inversión lógicamente impacta sobre los proyectos que teníamos en algunas obras y demás. No obstante lo cual no hemos detenido ninguna obra, si quizás algunas se han  puesto de algún modo más lenta por esto que digo que hemos tenido que invertir en tecnologías y adecuar las instalaciones a los protocolos sanitarios en el contexto de pandemia”.

-¿Cómo se va encarar el trabajo para 2021 en este contexto mundial de pandemia?

-“Mantuve una reunión con el Comité Sanitario del Poder Judicial a fin de rediagramar toda la tarea a partir de febrero próximo, procurando eliminar los grupos de 14 días, tratando de volver lentamente a la normalidad; si bien sabemos que la pandemia sigue existiendo, que hasta que esto no se resuelva desde el punto de vista científico  vamos posiblemente a tener que avanzar y retroceder más de una vez como hicimos este año, pero siempre sujetos a los que los asesores médicos nos indiquen”.

-¿Cuáles son los objetivos del STJ para el próximo año?

-“En primer lugar espero que el Consejo de la Magistratura pueda el año próximo concretar las vacantes que tenemos, gente que se jubila, jueces que hay que nombrar. 

El Consejo este año tuvo dos o tres sesiones donde se presentaron a concurso varios candidatos, no hemos logrado la designación de jueces lamentablemente por cuestiones ajenas al consejo, quedaron desiertos los concursos y lo que aspiramos es a cubrir esas vacantes que son necesarias e incluso hay nuevas vacantes que ha aprobado la legislatura y que son necesarias para llevar adelante la tarea de justicia como corresponde. 
Y en el caso particular nuestro, del STJ, aspirar a la integración de este cuerpo porque como bien sabemos la Constitución exige que por lo menos hayan tres ministros y hoy somos dos, y obviamente tenemos que acudir a un juez de cámara subrogante para el estudio y la firma de las sentencias”.