El rendimiento de un plazo fijo UVA alcanzó hasta principios de agosto un rendimiento del 18,5%, casi en línea con la inflación acumulada en los últimos 3 meses, por lo que los ahorristas que optaron por este instrumento, al menos pudieron preservar el poder adquisitivo de su ahorro. Sin embargo, con la escalada que tuvo el dólar ‘blue’ durante julio, surge la pregunta: ¿hubiera sido más conveniente apostar al paralelo para cubrirse mejor?

A lo largo del año vimos en esta sección que el dólar paralelo estuvo prácticamente ‘planchado’ desde enero, salvo algunas escaladas que se registraron por distintas causas hasta junio, pero siempre quedaba por debajo de otras opciones de ahorro, incluso perdiendo contra el plazo fijo tradicional.  

Sin embargo, esa quietud de algunos meses se rompió claramente durante la segunda mitad de julio, a partir de los problemas de la economía vinculados a la escasez de divisas, exportaciones retenidas, pérdida de reservas, la excesiva emisión monetaria y otras causas por el estilo. 

¿Dólar o plazo fijo UVA? Qué rindió más para los ahorristas en los últimos tres meses y la especulación a futuro

Así, el billete verde salió del letargo y si bien volvió a calmarse en un impasse que no se sabe bien cuánto tiempo podría durar, dependiendo de las medidas que busca aplicar el nuevo ministro de Economía, ya hay indicadores suficientes que alcanzan para saber cómo le fue a los ahorristas que buscaron refugiarse de la inflación, dejando de lado por algún tiempo la más común maniobra de comprar dólares como reserva de valor.

Cuánto rindió el plazo fijo UVA entre mayo y agosto

Según registros oficiales, un ahorrista que depositó el día 9 de mayo un monto de 500.000 pesos para constituir un plazo fijo UVA, adquirió 4.284,9 unidades UVA, ya que ese día cotizaban a 116,69 pesos, de acuerdo con lo que puede detectarse en las estadísticas publicadas del Banco Central, consultadas para este informe exclusivo de ADNSUR.

Como este instrumento financiero requiere una inmovilidad de al menos 90 días, cuando el ahorrista fue a buscar ese depósito, el monto obtenido fue de 591.139 pesos, ya que ese día la unidad UVA cotizaban a 138,9 pesos, al actualizarse por una fórmula que incluye componentes que se mueven con la inflación.

¿Dólar o plazo fijo UVA? Qué rindió más para los ahorristas en los últimos tres meses y la especulación a futuro

El rendimiento, sumado al 1% anual que ofrece este sistema, fue del 18,5%, lo que comparado rápidamente contra la inflación oficial en el mismo período (5,1% en mayo, 5,3% en junio y 7,4% en julio, lo que significa un acumulado de casi un 19%) no parece un mal resultado, al menos para preservar buena parte del poder adquisitivo de aquellos 500.000 pesos iniciales. 

Así, el UVA le ganó claramente al plazo fijo tradicional, que en el mismo período rindió un acumulado del 11%, perdiendo casi 8 puntos contra la inflación. 

Cuánto hubiera rendido ahorrar con la compra de dólar blue

A diferencia de otras oportunidades, esta vez el billete parece haber tenido, a simple vista, un rendimiento más alto que el plazo fijo UVA. Vale el esfuerzo de hacer el mismo ejercicio para comparar.

Tomando la misma fecha como punto de partida, es decir el 9 de mayo, ese día el dólar blue cotizaba en torno a 201,50 pesos para la venta, por lo que con 500.000 pesos, el ahorrista en cuestión podría haber comprado 2.481,38 dólares. 

Suponiendo que no necesitó venderlos el 22 de julio, cuando alcanzó el récord nominal de 338 pesos, lo que le hubiera significado unos 838.700 pesos (casi un 68% más que el depósito inicial), al llegar al 9 de agosto, igualmente hubiera conseguido un rendimiento más alto, con la referencia de 295 pesos para la venta, con rendimientos de entre el 41 y 46%, según el precio que hubiera logrado obtener, considerando que las casas de cambio ese día pagaban 285 a quien quisiera cambiar dólares. 

De este modo, se rompió una tendencia negativa del dólar paralelo frente a la inflación, pero ahora se abre el interrogante de si la actual ‘paz cambiaria’ podría permanecer estable durante algunos meses, como ocurrió a principios de año, o si la calma actual es sólo pasajera. 

También es útil tener presente que aún con lo que escaló el dólar paralelo durante julio, todavía se mantiene por debajo de su valor máximo alcanzado en octubre de 2020, cuando cotizó a 195 pesos, que si se actualizaran por la inflación acumulada desde entonces, significaría un valor actual de 426 pesos, según lo informado por economistas de renombre nacional.

Con las nuevas tasas de interés, ¿a cuánto debería cotizar el 'blue' dentro de un año, para ganarle al ahorro en pesos?

Otra referencia importante de los últimos días es la nueva tasa de interés, que rige para plazos fijos tradicionales (esto no incide sobre el sistema UVA, que se rige por el mencionado coeficiente de inflación). Según la nueva norma del Banco Central, como viene ocurriendo todos los meses tras conocerse el índice de inflación mensual, la tasa nominal al 69,5% para depósitos de personas físicas hasta 10 millones de pesos. 

¿Dólar o plazo fijo UVA? Qué rindió más para los ahorristas en los últimos tres meses y la especulación a futuro

Si se capitalizan intereses, renovando cada 30 días el capital con los intereses que se generan mes a mes, entonces la tasa efectiva anual (TEA) se transforma en un 97%. Con esa 'foto' de hoy (nada asegura que el mes próximo no haya una nueva suba de tasas, siguiendo a la inflación) podría estimarse que para que el dólar blue rinda mejor que el plazo fijo, dentro de 12 meses debería cotizar en no menos de 581 pesos. 

Y aquí un dato 'premio' para quienes llegaron con la lectura hasta este punto: la nueva tasa de interés para el plazo fijo tradicional se refleja en un 8% mensual ,siempre que el interés sea compuesto (es decir: renovando cada 30 días el capital inicial más los intereses). Ojo, ese rendimiento puede ser mejor al del UVA en los próximos 3 meses, ya que éste se actualiza por inflación y las proyecciones dan un 7% para agosto y una tendencia en descenso (se supone, para eso la suba de tasas que podría provocar una fuerte recesión para atenuar la inflación), que la haría 'aterrizar' en un 5% en diciembre. ¿Qué significa?  Que tal vez en el próximo trimestre el tradicional le gane al UVA.

Como siempre decimos, cada quien sabe qué hacer con su dinero y sus ahorros. Pero puestos en este simple ejercicio de proyecciones aritméticas, en base a los datos oficiales, bien vale la pregunta: vos, lector o lectora, ¿te animarías a apostar cuál de las dos opciones, dólar o plazo fijo, o su variante UVA, habrá ganado la carrera, dentro de un año? Y además: ¿le pondrías una fichita al plazo fijo tradicional, renovando cada 30 días, por estos próximos 3 meses?

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!