CAPITAL FEDERAL - Acomplejada por su apariencia física y porque incluso le decían "la tabla", una mujer cumplió su sueño y se operó las lolas, además de la cola. Lo hizo tras robarse los 70 mil pesos que su marido había juntado con el aguinaldo. 

La mujer tiene 35 años y vive en un humilde barrio de la Juárez 3. Al ver la oportunidad de su vida para cambiar su imagen, se fue a Monterrey y se operó. 

El marido, conocido como "el mofles", se enteró unos días después, cuando su esposa le envió una foto de su "nuevo" cuerpo y un texto donde le explicaba por qué se había robado la plata, que estaba destinada para tener otro hijo.

“Lo siento mucho cariño, pero mis tetas son más importantes que nada. Tener otro hijo puede esperar, yo llevo toda una vida acomplejada con mi cuerpo. Espero que lo entiendas, nos vemos a la vuelta amor. Un besito, te quiero”, le escribió.

El hombre no lo tomó bien y la denunció en la comisaría por el robo de los 70 mil. Les explicó a los policías que después de 4 años de matrimonio y 2 hijos, ella insistía con que merecía esa operación ​"para verse mejor para su él", pero contó que esta desafortunada acción "le ha jodido la vida".

Según publicó Clarín, de acuerdo con el testimonio del hombre, el dinero estaba destinado a tener un tercer hijo el año próximo. 

El hombre acompañó la denuncia con copias de los mensajes de su esposa, y fotos donde se la veía justo antes de entrar a la clínica.