En el Mundial del Asado que se desarrolló en Bélgica, la Selección Argentina mostró una decepcionante participación que no pasó desapercibida en las redes sociales. 

El campeón del certamen (World Barbacue Championship) fue Dinamarca, obteniendo el premio de 4 mil euros, un trofeo y una medalla de oro. El podio lo completaron Austria, en segundo lugar, y Bélgica en el tercer puesto.

La competencia reunió a 80 equipos, y tuvo a los siete parrilleros argentinos que conformaron el elenco nacional. Terminaron en el puesto 51.

Según señalaron nuestros representantes, en esta edición se utilizó una cocción que en el país no es costumbre y eso terminó siendo una desventaja. En esta ocasión debían cocinar la carne en kamado y con ahumados, algo que no es típico para la región.

En este Mundial debieron preparar 6 categorías de platos obligatorios con guarnición: ojo de bife, pollo, paleta de cerdo, carré de cerdo, pescado, plato criollo y postre.

Los integrantes de la Selección Nacional que formó parte del Mundial del Asado.
Los integrantes de la Selección Nacional que formó parte del Mundial del Asado.

Se pudieron elegir parrillas con carbón vegetal, leña o combustibles naturales para la cocción de todas las carnes, lo que abría el panorama para que el plato más tradicional del país pudiera conseguir, al menos, un puesto mucho más superior al obtenido.

Vale remarcar que no es la primera participación frustrada de Argentina en un campeonato mundial de la cocción emblemática de carnes. En 2015, los parrilleros que representaron al país obtuvieron el último lugar.

Tweet de ElBuni
Tweet de CaptainAyub
¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!