CAPITAL FEDERAL (ADNSUR)- A la escultura original  de Keisuke Aiso se le conoce como "Mother Bird" (Madre Pájaro). Fue creada en 2016 inspirado en una leyenda japonesa acerca de una mujer que murió dando a luz y que renació como una "mujer pájaro" y asustaba en la zona donde murió.

La obra fue expuesta en una galería de Tokio especializada en temas de terror. La intención de Aiso era asustar a la gente, pero no esperaba que la muñeca fuera usada en un reto que se volvió viral en todo el mundo y que incitaba a los niños al suicidio. Tras esto, según publica Infobae, Aiso ofreció declaraciones para asegurar que se deshizo de la pieza.

"Ya no existe, nunca estuvo destinada a que durara. Estaba podrida y la tiré. Los niños pueden estar tranquilos. Momo está muerta, no existe y la maldición se ha ido", declaró al diario The Sun.

Aiso se sintió un poco decepcionado después de crear la pieza y que no recibiera mucha atención. Cuando inició lo del reto de Momo le agradó la idea de que su obra diera de qué hablar, "pero la manera en que ha sido usada es muy desafortunada".

"La gente no sabe si es cierto o no, pero aparentemente los niños han sido afectados y me siento responsable por eso", explicó el artista.