Una nueva causa de espionaje podría involucrar a Mauricio Macri, en un contexto donde el ex presidente se encuentra a horas de presentar una apelación al procesamiento que le dictó el juez Martín Bava respecto al caso ARA San Juan.

La noticia fue dada a conocer por Infobae, e indica que la misma estaría relacionada a la investigación conocida como "bases AMBA", a través de la cual se analizan las reparticiones que la AFI tuvo en funciones en la provincia de Buenos Aires.

En esta causa, cabe destacar, ya se encuentran procesados los ex jefes de la AFI Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

“Todo esta expuesto desde un primer momento en los expedientes de Dolores, que toman como base los informes que hizo la comisión bicameral de organismos de inteligencia que hablan de un plan sistemático de espionaje ilegal. La causa AMBA se inició antes que la del Ara San Juan y sin embargo se avanzó sobre Macri en el caso de los familiares de víctimas”, afirmaron fuentes judiciales en diálogo con el medio.

Según se explicó, pese a que Bava puso el foco en el espionaje a familiares del submarino por el factor emocional, compara cosntantemente pruebas con la causa "bases AMBA", donde ya son 27 los procesados.

“Como quedará demostrado en la presente resolución, el entonces Presidente de la Nación, Ing. Mauricio Macri, en conjunto con los jefes de la Agencia Federal de Inteligencia posibilitó, generó las condiciones, acumuló información, hizo uso y no dispuso el cese de la realización de tareas de inteligencia expresamente prohibidas por la ley 25.520 y sus modificatorias”, afirmó el magistrado en su procesamiento contra Macri, en un texto que deja abierta la posibilidad a nuevas medidas contra el ex mandatario.

"Al igual de lo que fue dicho en la causa Nº FMP 8580/2020, conexa a la presente, se observa que para la elaboración de estos documentos de inteligencia ilegal, se utilizaron diversas fuentes de información. Entre esas tareas se puede advertir la realización de labores de campo directas, con infiltraciones y fotografías obtenidas por los agentes que integraban la Delegación en cuestión; asimismo, surge la utilización de técnicas de ‘ciberpatrullaje’ (compulsa de perfiles de redes sociales de las familiares), con las capturas de pantalla correspondientes y la identificación de las personas que se observan en las fotografías obrantes en los perfiles compulsados", explica a modo de ejemplo.

Y suma: "Así, la documentación hallada contiene patrones muy similares a los vistos en aquel expediente. La forma de redacción, el contenido de los documentos, las fotografías y hasta los intereses perseguidos, son rasgos que permiten ilustrar cómo la Agencia Federal de Inteligencia continuó realizando espionaje ilegal”.

"Queda comprobado en la presente resolución cómo estas tareas ilícitas se enmarcan en un sistema de espionaje ilegal que posibilitó, utilizó y no hizo cesar el entonces Presidente de la Nación, en el cual se desarrollaron numerosos hechos de espionaje ilegal, dentro de los cuales (figura) el colectivo de familiares del ARA San Juan (...) ha quedado harto demostrado el espionaje ilegal que se dio de manera sistemática en las distintas Delegaciones de la Provincia de Buenos Aires, durante los años 2016/2017", agrega en su fallo.

“Lo que pretendo hacer en los pocos párrafos siguientes es ilustrar cómo los hechos que tenemos enfrente no son producto de una casualidad, ni son fruto del azar; sino que son parte de un estructura de espionaje ilegal mucho mayor”, plantea además dando a entender que los procesos son los mismos, reforzando la teoría de un posible nuevo procesamiento al fundador del PRO.

Con información de Infobae.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!