RAWSON (ADNSUR) - Si bien la nueva Convención Provincial de la UCR chubutense estaba convocada para el próximo 10 de abril, en las últimas horas tomó forma la fecha del 24 de abril en Gaiman, ante los trámites realizados con el Ministerio de Salud para conseguir la autorización para reunir de manera presencial a más de 100 convencionales de todo el territorio en medio de las medidas preventivas por la pandemia de Covid19.

Mientras se espera la nueva convocatoria por parte del Comité Provincia, lo que está definido a esta altura es quiénes aspiran a presidir el organismo legislativo, el más importante del partido, que toma las definiciones respecto a cuestiones de afiliaciones y de estrategia electoral. Se trata por un lado de Orlando Vera, dirigente trelewense del Frente Radical Amaya Chubut (Frach), quien cuenta con respaldo de sectores del cimadevillismo y también de la zona cordillerana, así como de la intendenta de 28 de Julio, Adriana Agüero, y algunos concejales comodorenses. Y por el otro lado, está el empresario hotelero de Trelew, Miguel Ramos, ex concejal, quien parece contar con el respaldo de la mayoría de los legisladores nacionales y provinciales, así como el resto de los intendentes y la conducción partidaria.

Ambos dialogaron con ADNSUR sobre los temas a resolver en esta convención, además de la presidencia, como es la integración de la Junta Electoral, y especialmente, si la UCR continuará en la alianza de Juntos por el Cambio con el PRO, o buscará un frente más amplio, o en todo caso, tomará la postura de cierto sector de regresar a la histórica lista 3 en solitario.

En primer lugar, Orlando Vera (UCR) señaló que “desde que surgió la primera convocatoria en noviembre del 2019, recorrimos la provincia hasta marzo del 2020 cuando se suspendió. Hace un tiempo, reiniciamos la recorrida para hablar con los convencionales de todos los sectores y por suerte logramos un apoyo muy amplio. Vamos a seguir recorriendo en esta tercera gira y nos preparamos para la convención del 10 de abril para presidirla e incluir a muchos dirigentes de diferentes sectores”.

“El radicalismo –dijo Vera- no puede afrontar el escenario de las PASO si no tiene constituida la Junta Electoral. Después tenemos que debatir el marco electoral en el que queremos ir. Tenemos tres opciones, pero tienen que ser consensuadas. La primera opción es la Lista 3, donde personalmente me siento cómodo, pero también está la posibilidad de ir con ‘Juntos por el Cambio’ con algunas modificaciones”.

Y expresó que “la tercera posibilidad es hacer una redefinición de cualquier tipo de coalición que hagamos, al estilo Santa Fe o Corrientes, donde provincializamos la conducción del radicalismo e incluimos a otros actores, pero con una identidad muy fuerte del radicalismo. Está la idea de ‘Frente Amplio Chubutense’ o ‘Frente Cívico Chubutense’ es una salida para resolver los problemas de Chubut. Tenemos una provincia devastada y necesitamos con urgencia ser la alternativa hacia el 2023”, afirmó.

Finalmente, indicó que “la idea es lograr un acuerdo que aglutine y hay que buscar mecanismos de resolución de cuestiones. En este sentido, las PASO son muy importantes”, por lo que “estamos obligados como radicales a constituirnos como alternativa al desgobierno provincial porque es uno de los peores gobiernos de los que tengo noticia. Todos los partidos tendríamos que pensar en serio en salir de esto porque la gente está viviendo mal, la Política está vapuleada y tenemos que organizarnos para cambiar esto”, finalizó.

FRENTISMO

Por su parte, Miguel Ramos, el otro aspirante a la presidencia, sostuvo que “la reunión de la Convención es importante para la UCR. Nosotros hicimos una convocatoria en noviembre del 2019 que no logró el quórum. La Convención define las políticas de la UCR. Se va a discutir la posibilidad de hacer alianzas de cara a las PASO y nombrar la Junta Electoral. Hay otros temas como un Tribunal de Conductas y otras reformas para aplicar”.

También mostró su mirada frentista, al señalar que “en las últimas elecciones, tuvimos la posibilidad de hacer alianzas más amplias. Por ejemplo en Rawson, Damián Biss tuvo una alianza amplia sin ningún problema. En Gobernador Costa, se incluyó a un partido vecinal. La idea es lograr coincidencias con otros partidos y sectores porque vemos que el gobierno le está generando problemas muy serios a todos los chubutenses”.

El objetivo, según Ramos, es que “se está buscando una unidad de todo aquel que no comulga con el peronismo, kirchnerismo, arcionismo para reunirnos y hacer una buena elección de término medio”, sentenció.

Hasta el momento, admitió que “el principal aliado para la elección es el PRO” pero dijo, “queremos ampliar esa alianza y ser competitivos en las próximas elecciones”. Respecto a la pertenencia de su línea, indicó que “en la actualidad, se trabaja junto con los 8 Intendentes con la Mesa del Comité Provincia que preside Jacqueline Caminoa, los diputados provinciales y el diputado nacional Gustavo Menna para lograr un sólo equipo. Mi objetivo es consolidar esta estructura y que no llegue otro candidato que no esté de acuerdo y que nos pueda generar algún ruido”, completó.