COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - A partir de la declaración de emergencia por zoonosis parasitaria en la ciudad, el concejal Pablo Martínez este jueves presentará, en sesión ordinaria, un proyecto de ordenanza para prohibir el paseo de perros en parques, plazas y boulevares.

Tras declararse la emergencia zoonótica parasitaria en la ciudad de Comodoro Rivadavia y en busca de reducir los niveles de proliferación de los mismos, es que el concejal del bloque Cambiemos, Pablo Martínez, elaboró un proyecto de ordenanza para prohibir que los perros sean paseados en espacios tales como parques, plazas, paseos, boulevares y así también en lugares donde resulte desaconcejable por razones higiénicas y sanitarias.

La iniciativa apunta a ser una medida que pueda brindar prontas soluciones a la problemática que atraviesa la ciudad debido a la gran cantidad de canes que se encuentran en sitios públicos sin persona a cargo pero también se da por la falta de responsabilidad de la comunidad en general.

“Es muy alarmante algo que observamos a diario y que refleja el poco compromiso de la gente con la tenencia responsable y es que, los propios dueños de canes que los llevan a pasear regularmente no toman las medidas correspondientes para levantar los desechos que dejan sus animales”, remarcó y expresó que es momento de reflexionar y tomar conciencia sobre los riesgos que estas acciones significan para la salud de la gente.

Del mismo modo, el edil planteó que también con este proyecto quedaría prohibida la instalación de cualquier refugio para animales, de índole transitorios o permanentes, en espacios públicos de la ciudad.

En tanto, remarcó que el Ejecutivo Municipal se encargará de definir zonas para ser utilizadas para el paseo de canes, por el periodo que se encuentre vigente la emergencia de zoonosis parasitaria.

MULTA POR INCUMPLIMIENTO

En caso de no respetarse lo reglamentado, el proyecto contempla multas de 200 módulos de acuerdo a lo establecido por la ordenanza Tributaria Anual vigente, es decir alrededor de $600.

Además, es pertinente detallar que quedan exceptuados de la normativa los canes pertenecientes a las fuerzas de seguridad que deban transitar por motivos inherentes a sus funciones, como así también los denominados perros lazarillos o de asistencia.