(ADNSUR) El presidente Alberto Fernández volvió a descartar la posibilidad de dictar indultos a exfuncionarios condenados por corrupción, como reclaman algunos dirigentes del kirchnerismo para frenar las investigaciones judiciales. 

"No daré ningún indulto", repitió el jefe de Estado en diálogo con el diario Clarín.

Además, Fernández dijo que la Corte Suprema de Justicia "ha ido perdiendo calidad y confianza", pero sostuvo que no impulsará cambios en el funcionamiento del máximo tribunal ni ampliará el número de miembros, como le piden aliados en el Frente de Todos: "No tenemos posibilidad de nada de eso. Los números del Congreso no nos ayudan", admitió.

"Hay gente en el Frente de Todos que sueña con una revolución. No es mi idea. Mucho menos con un 40% de la sociedad que no está dispuesta a votarnos", completó.

"Para que haya indulto tiene que haber alguien condenado. El indulto es un perdón que da el Presidente. Y la verdad, cuando la Justicia actúa, no tengo por qué perdonar, no soy quién para perdonar", afirmó Fernández.