RÍO GALLEGOS (ADNSUR) - Un peón de la Estancia “La Entrerriana”, propiedad de la familia de Lázaro Báez, denunció este jueves que le faltaban 1.200 cabezas de ganado de un total de 9.700.

El faltante lo advirtió el capataz semanas atrás en las tierras ubicadas a 65 kilómetros de El Calafate sobre la Ruta Nacional N° 40, a la altura del paraje Cerrito, luego de que un peón fuera a realizar la faena de la esquila de ojos, que se le hace a las ovejas para que puedan ver. 

Según detalló La Opinión Austral, tras buscar los animales en distintos rincones y en los alrededores del campo, optaron por radicar al denuncia en el Comisaría Primera de El Calafate, donde además habrían indicado que sospechaban de una persona que podría haber cometido el abigeato.

La causa recayó en el Juzgado de Instrucción y del Menor N°1, a cargo del Carlos Narvarte, quien manifestó que trabajan en el caso junto a la Policía de Santa Cruz.

No es la primera vez que esa Estancia está involucrada en casos de abigeato. Hace tres años atraparon a un peón que faenaba animales allí para vender de forma ilegal a una carnicería de El Calafate. En 2017 también fue denunciado el robo de una máquina moto niveladora.

La compró Héctor Fadul, y luego pasó a manos de Mariana Méndez y Alejandro Neil. Estos últimos le vendieron la estancia a Lázaro Báez.

Relacionado

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!