Gisela Márquez es la mamá de Santiago, el joven de Comodoro Rivadavia con parálisis cerebral que es fanático de Boca. Compartió imágenes sobre el emotivo festejo de su hijo del triunfo de Boca Juniors en el superclásico.

 "Es hincha de Boca desde que nació. Esta pasión viene por parte de la familia de su padre, acá somos todos fanáticos de Boca", contó la mujer a ADNSUR. 

Tras la victoria en el Superclásico por 1-0 sobre River en el estadio Monumental este domingo, Santiago está más que contento. "Mira todos los partidos junto a su papá, su hermano, la gente que él ama. Lo único que tratamos es hacerlo feliz, es nuestra mayor meta en la vida", afirmó su mamá. 

Al joven se lo ve acompañado y feliz junto a sus seres queridos. "Siempre nos regala una sonrisa, y a pesar de su discapacidad motriz, su cabeza está en tiempo y espacio y así lo tratamos, al igual que a nuestros otros tres hijos", indicó.

"Es importante que una mamá con un hijo con cualquier discapacidad siempre luche, insista, no se canse. Pese a que agote, hay veces que no queres ir más a pelear a la obra social, uno se cansa de las injusticias y el maltrato, pero es vital no bajar los brazos", relató.

"Su hermano Ariel fue una de las personas que lo acompañó a lo largo de su crecimiento en la vida, en cada viaje, al igual que mi hija. Ellos me ayudan mucho. Si no fuera por ellos, no hubiera podido", agregó Gisela.

Santiago estuvo 5 años sentado en una reposera, lo que hizo que se deformara de forma exponencial su espalda. "Ahora puede permanecer un tiempo determinado en la silla. Por toda esa burocracia, él tiene la espalda así".

Su familia se esfuerza a diario para acompañarlo y poder cumplir algún día el sueño de festejar la Libertadores en el centro de Comodoro.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!