URUGUAY - El hecho ocurrió en Uruguay, pero rápidamente se viralizó gracias al poder de las redes sociales. En medio de la cuarentena por la pandemia del coronavirus, una mujer decidió cercar la vereda de su casa para poder salir a tomar sol.

El cerco fue realizado con cintas rojas y blancas, las que suelen indicar “peligro” o “no pasar”. La mujer sacó su silla y se colocó allí, evitando que los transeúntes caminen cerca de ella y así poder disfrutar del sol y el aire fresco.

La imagen fue publicada por el periodista Jason Mayne, mencionando a su colega Majo Echeverria, en Twitter y luego fue compartida por cientos de usuarios en la mencionada red social.

Incluso, la abuela ha ganado muchos adeptos quienes aseguraron que se trata de una de las mejores ideas surgidas durante la cuarentena por la pandemia del coronavirus.