Un insólito hecho sorprendió a la comunidad científica en las últimas horas, luego de que un hombre de 67 años acudiera al hospital por una hernia y descubriera que tenía órganos genitales femeninos.

El episodio fue consignado por la revista científica Urology Case Reports, reportando que el protagonista de la historia aseguró a los médicos presentar hinchazón en el lado izquierdo de la ingle desde hacía 10 años, además de tener desde el nacimiento un testículo que no había descendido.

Esta situación, aclaró a los profesionales, no le había sido un impedimento para mantener una normal vida sexual, e incluso tuvo tres hijos.

Conocida esta información los médicos le realizaron los exámenes correspondientes, y ante el inicio de lo que sería una cirugía tradicional para tratar una hernia descubrieron que el hombre poseía ovarios, cuello uterino y trompas de falopio adheridos a un testículo, el cual se encontraba dentro de un “saco herniario”.

Según el reporte del hospital, los médicos hallaron una estructura de 5 centímetros de largo en “forma de pera” la cual parecía un útero, además de un saco escrotal de tres centímetros de tamaño que contenía trompas de falopio de ocho centímetros y un testículo.

Tras una ardua investigación en la que además se eliminaron todas las malformaciones se determinó que se trataba de un extraño caso de hermafroditismo, el cual puede derivar en tumores agresivos si no se detecta en la infancia.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!