COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – Los empleados del Instituto Provincial de Vivienda (IPV) continúan con retención de servicios en las oficinas de Comodoro Rivadavia. La medida lleva ya más de un mes.

Horacio Echegaray, delegado de ATE, explicó que “Hace más de un mes estamos con retención de servicios, intentamos dialogar con las autoridades del IPV pero no nos escuchan”, dijo al confirmar que la totalidad del personal está abocado a la medida de fuerza.

Y detalló que el reclamo es por recategorizaciones, pase a plantas, mejoras de condiciones laborales y categorías, entre otros puntos.

 

 

Las autoridades del IPV no lo entienden y no están a la altura de las circunstancias, tienen que dar un paso al costado y que el IPV vuelva a trabajar para la gente”, señaló Echegaray a ADNSUR.

Asimismo, confirmó que se les descontaron los días a los trabajadores “Es una manera de disciplinarnos que no tomemos medidas de fuerza”, indicó.