COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR / Escuchá la entrevista) - Gustavo Agostinelli, secretario general de SMATA -el gremio que nuclea a los trabajadores de estaciones de servicio- indicó a Actualidad 2.0 que "la perspectiva de retención de servicios todavía sigue vigente, estamos tomando todos los recaudos necesarios", y recordó que "mañana se vencen todos los plazos". Si bien no especificó la fecha a partir de la cual podrían comenazar alguna medida de fuerza -ya que por ahora están "cumpliendo con plazos y términos legales", puso sus expectativas en la reunión que este viernes al mediodía mantendrán en la Secretaría de Trabajo con algunas de las empresas, a fin de acordar de qué forma se realizará el pago de los ítems adeudados. De no obtener resultados favorables y ponerse en marcha una medida de fuerza, será una retención de servicios con asistencia a los lugares de trabajo, que dejaría sin posibilidad de cargar combustible a los automovilistas.

El reclamo se base en el incumplimiento de un convenio que establece el ajuste salarial, y que aunque "la cámara nueva de estacioneros ha reconocido el convenio completo, y solicitó la homologación de todas las escalas adeudadas de octubre de 2017 a la fecha", aún no se ve reflejado en los recibos de sueldo de los trabajadores.

"Lo que pedimos es que se pague la diferencia y se ajuste de forma automática", expresó. Por esto, se dirigirán este viernes a la Subsecretaría de Trabajo con los recibos de sueldo para dejar establecido la falta de pago del ajuste correspondiente, e intentar acordar la mecánica de regularización de pagos con las empresas.

"Hay empresas que en el día de hoy ya se han acercado a charlar para solucionar la situación. Con los que se acerquen mañana llegaremos a un acuerdo de pago y firmaremos. Hace años que SMATA no se ha adherido a una medida como esta, nosotros no queremos afectar a la ciudadanía", remarcó Agostinelli