ESTADOS UNIDOS (ADNSUR) - Coca-Cola se prepara para meterse en el mercado de bebidas alcohólicas con una versión de su popular agua mineral Topo Chico. Su intención es crecer en este mercado y se estima que antes de fin de año podría llegar el primer producto de la firma con estas características a latinoamericana. Así lo señaló en un informe Bloomberg.

De esta manera, ofrecerá Topo Chico Hard Seltzer en "ciudades seleccionadas" en América Latina a finales de este año. La firma apuesta a la popularidad de Topo Chico en cócteles y bebidas mezcladas. También confirmó que planea ofrecer el producto en Estados Unidos en 2021.

La marca mexicana, que se ha convertido en un clásico en los Estados Unidos, ayudó a Coca-Cola a proporcionar su propio producto para capturar el mercado de rápido crecimiento de bebidas gaseosas sin azúcar.

La versión con alcohol será la primera expansión de Coca-Cola en ese mercado desde que comenzó a vender una bebida alcohólica en Japón durante 2018: Lemon do, una bebida con sabor a limón que contenía entre un 3% y un 7% de alcohol.

Se presentó en formato lata de 350 ml. y en tres variedades, que varíaban en función de la cantidad de alcohol presente. Estas son, del 3%, del 5% y el 7%. Con un ligero toque a limón, la bebida estaba inspirada en el chu hi, un brebaje japonés que se comercializa también en lata y que se basa en un destilado llamado shochu.

La compañía, con sede en Atlanta, quiere diversificar su cartera de bebidas a medida que los consumidores migran lejos de los refrescos azucarados.

El director ejecutivo, James Quincey, ha reconocido que la compañía tardó en avanzar en la tendencia del agua carbonatad. Mientras tanto, las bebidas refrescantes con alcohol también han disfrutado de una ola de popularidad, con bebidas como White Claw, que se están ganando a los consumidores que desean una forma baja en calorías y no demasiado dulce de beber.

En sentido contrario, durante el año pasado llegó al mercado Bar None la propuesta de la marca que buscaba conquistar a consumidores que intentan abstenerse de beber alcohol, de manera que Bar None pertenece a la categoría sparkling drinks o bebidas espumosas que "imitan" a las alcohólicas.

Bajo el lema "All the Spirit without the spirits", la nueva firma acoge una gran variedad de sabores, entre los que destacan Spiced Ginger Mule, Bellini Spritz, Dry Aged Cider y Sangría. Por el momento, el producto se encuentra disponible en algunas tiendas de Atlanta, Estados Unidos (sede de Coca-Cola) así como en la tienda online Drinkbarnone.