RAWSON (ADNSUR) - El presidente del Bloque Cambiemos, Eduardo Conde, señaló las notorias incongruencias del discurso del gobernador Mariano Arcioni en la 47º Apertura de Sesiones Legislativas.

“No dijo una sola palabra acerca de la corrupción política generada por su propio gobierno, que es objeto de los procesos en marcha en los tribunales penales”, cuestionó el diputado que además criticó el doble discurso de Arcioni sobre la minería. “Aseguró que su gobierno es de ´puertas abiertas´ pero ni siquiera responde los informes solicitados por la Legislatura por los cuales tuve que recurrir a la Justicia”, remarcó.

“Confieso que aguardaba un discurso distinto, a sabiendas del escenario de campaña en el que se encuentra el gobernador Arcioni, no obstante las restricciones legales que se lo impiden. Fue un discurso tedioso, extenso y vacío de contenido”, calificó el diputado comodorense.

Remarcó que el énfasis estuvo puesto en el reproche al Gobierno Nacional, “a través de adjetivaciones descalificantes de manera reiterada, faltando a la verdad en algunas afirmaciones pero, fundamentalmente, victimizándose al punto de dejar entrever una situación de especial encono puesto por el gobierno federal en contra de los intereses provinciales, circunstancia absolutamente ajena a la realidad”.

“Habló de la construcción política mediante acuerdos y consensos -caminando juntos-, como dijera, lo que no se corresponde con los hechos, ya que no pudo construir, ni tampoco quiso hacerlo, vínculo alguno con la Legislatura”, aseveró.

Conde también cuestionó su doble discurso sobre la minería. “Insinuó en forma reiterada el valor del subsuelo, en clara alusión al potencial minero de nuestra provincia, cuando hasta ahora el discurso ha dado cuenta de una posición contraria a la minería”, expresó.

“El mensaje estuvo cundido de declamaciones, sin abordar el tratamiento de los asuntos importantes. Cuando aludió a los proveedores del estado, agradeció la buena disposición de los empresarios y comerciantes para con el gobierno pero no dijo que el estado tiene una deuda de $3 mil millones que no ha pagado aún –indicó-. Más allá del discurso triunfalista de haber salido adelante como una de las provincias mejor administradas del país, tampoco habló de la Emergencia Económica, Administrativa y Financiera que pretende perpetuar en el tiempo”, manifestó el abogado.

El legislador continuó analizando que Arcioni hizo alusión al rol de la Justicia como una labor trascendente, “pero no dijo una sola palabra acerca de la corrupción política generada por su propio gobierno, que es objeto de los procesos en marcha en los tribunales penales de nuestra provincia”.

Recordó la eliminación del fondo sojero, pero no dijo nada de la compensación económica alcanzada por la provincia al haber firmado el pacto fiscal; al igual que el subsidio del transporte”.

“Dijo que el Instituto de Seguridad Social y Seguros era una de sus preocupaciones, destacando el compromiso de su gobierno con la entidad, sin dar cuenta de la retención de sus recursos en forma reiterada para la atención de otros gastos del estado, lo que generó el desfinanciamiento de la caja y la obra social”, enfatizó.

A su vez, Arcioni “hizo una recorrida de la gestión de gobierno dando cuenta de acciones que son propias del Estado y de su rol pero que no adquieren relevancia alguna en orden a la envergadura de una buena labor política. Habló del déficit en materia habitacional como un objetivo central del gobierno, pero por otra parte las obras de construcción de viviendas no se corresponden con la envergadura de la demanda social y mucho menos con las promesas de su antecesor Mario Das Neves”.

Respecto a las Áreas Naturales Protegidas “no dijo una sola palabra del bosque nativo usurpado al dominio público por su gobierno”.

Destacó el traspaso del yacimiento Pampa del Castillo a la empresa Capsa “como una gestión eficiente de Petrominera cuando en rigor se trató de una clara pérdida de la participación societaria de la empresa estatal en la UTE, como asimismo la ausencia absoluta de controles en cabeza del directorio respecto de la explotación de las áreas y de las cargas impuestas a las concesionarias”.

Subrayó que su Gobierno es de puertas abiertas para cualquier consulta “pero no hemos logrado desde la Legislatura que sean respondidos los pedidos de informes formulados con amparo legal y constitucional respecto de las acciones de su gobierno”.

“En definitiva –señaló Conde- se trató de un discurso vacío, no solo de los contenidos de la acción de gobierno que le queda por delante hasta concluir su mandato, sino vacío de toda proyección para el futuro que justifique la aspiración del candidato de ser reelecto para gobernar la provincia cuatro años más”.