“Hoy se empiezan a ver los resultados de la refinanciación de la deuda externa que nos había planteado el gobernador Arcioni –afirmó Antonena-. Pudimos reestructurar esa deuda en menos de tres meses, mientras otras provincias como Buenos Aires todavía no lo pueden hacer porque no logran elaborar una propuesta a la que sus acreedores den el acuerdo. Nosotros logramos una reestructuración beneficiosa para la provincia y hoy se ven los resultados”.

Como ejemplo de las mejoras, describió que en el mes de abril hubo que afrontar un vencimiento del BOCADE, que en sus plazos originales era de 40 millones de dólares, mientras que con la refinanciación se redujo a 14 millones de dólares.

La renegociación de la deuda logró un alivio temporal hasta el año 2023, extendiendo los plazos, que originalmente vencían en 2026, hasta 2030.  Como ejemplo del ahogo que esos altos vencimientos provocaban el año pasado, detalló que en algunos meses el monto disponible neto de regalías que quedaba para la provincia era de sólo 100 millones de pesos, mientras que en abril de este año el neto disponible es de 1.800 millones.

La mejora de precios del petróleo es otro factor para mejorar el escenario económico provincial, aun con todas las dificultades que todavía acarrea: “Si comparamos las regalías en términos brutos respecto a abril del año pasado, fueron de 1800 millones de pesos, mientras que en abril de este año el ingreso es de casi 2.900 millones de pesos”.

Antonena: “Este fue el primer mes que pudimos pagar salarios sin emitir nueva deuda”

Al considerar las dos variables, añadió: “Esto nos habla a las claras de cómo impactó la reestructuración y cómo podemos aplicar esos flujos a una mejora en el cumplimiento de las obligaciones salariales, que nos ha marcado siempre como objetivo el gobernador”.

Otra de las preguntas para el ministro fue: ¿Hay margen para pensar en una recomposición salarial, ante el avance de la inflación? Esta y otras respuestas, haciendo “click” en el video de esta entrevista exclusiva de ADNSUR.

Pago de salarios actuales y atrasados

Ante la pregunta de si estos indicadores positivos en cuanto a ingresos, alcanzan para resolver los retrasos salariales pendientes con empleados del Estado, respondió el ministro:

“Estamos día a día logrando sanear con los diferentes sectores del Estado nuestros compromisos y se conjugan diferentes herramientas. En su momento se realizaron emisiones de letras y hubo un acompañamiento muy fuerte por parte del gobierno nacional, que entendió que la situación de Chubut estaba al límite y hoy estamos comenzando a resolver con recursos propios. Este es el primer mes que no hay emisión de fondos frescos para poder afrontar la masa salarial. Lo que hemos hecho y muchas veces no queda muy claro, es que las letras se renuevan: es decir, se pagan los intereses que tienen vencimiento y se vuelven a renovar; pero esto no implica un nuevo ingreso de deuda, es la misma que se tomó y se renueva. La idea es que a medida que los recursos se sigan comportando de eta manera, empezar a sanear la deuda externa y la interna”.

Antonena: “Este fue el primer mes que pudimos pagar salarios sin emitir nueva deuda”

Además de los ingresos por regalías petroleras, Antonena señaló que se esperan ver los resultados de la moratoria impositiva, para recuperar impuestos provinciales que se dejaron de pagar por la crisis de la pandemia, en los próximos 45 días. Además, explicó también la evolución de ingresos por coparticipación federal, es decir los fondos que envía el gobierno nacional.

“En la medida que los recursos sigan subiendo, el objetivo del gobierno es poder resolver todo el tema salarial y de hecho lo estamos haciendo, ya que hemos logrado mejorar con Educación y otros sectores. Tenemos como objetivo resolver la deuda con los jubilados, que siempre han sido una prioridad. Estamos trabajando para que este año esté solucionado todo el tema salarial. Otro indicador de mejora es que esta próxima semana, la primera de mayo, ya estaremos pagando al sector pasivo (el martes 4) y al día siguiente a todos los activos, una masa salarial completa, que es de 5.180 millones de pesos. Hemos logrado dar previsibilidad en el cobro y ahora apuntamos a ir normalizando todos los sectores, para que a fin de año podamos tener a todos los Poderes del Estado con sus salarios en tiempo y forma”.