Una discusión entre vecinos terminó con 62 chivas calcinadas, y una casa prendida fuego en el paraje rural Mallín del Muerto, en la localidad de Zapala (Neuquén). "Ayer me dijo que me iba a prender fuego y que nos iba a matar y hoy lo intentó", dijo el damnificado.

El conflicto habría empezado hace dos años y medio atrás. Abraham y su esposa Susana denunciaron que en 2018 su vecino usurpó el puesto contiguo, a 150 metros de su casa. “Hicimos las denuncias correspondientes, pero nadie hizo nada. Fueron 15 las denuncias que presentamos y nadie hizo nada. La justicia está esperando que esto pase a mayores”, dijo en diálogo con LMNeuquén. 

El agresor ya lo habría amenazado de muerte en reiteradas ocasiones, según consta la denuncia, pero la pelea se agravó este martes por la tarde, cuando el vecino fue hasta la tranquera, lo increpó e invitó a “pelear”.

“Pasó por fuera de mi campo y me gritó: ` Vení, salí para afuera. Vení al campo a pelear. Te voy a matar. Salí, no seas cagón; si no te voy a prender fuego a vos, a tu casa, a tus perros y a tus chivas, salí´, y lo hizo”, expresó en su denuncia.

El damnificado y su mujer hicieron la denuncia este miércoles a la mañana tras las amenazas de su vecino. Cuando fueron a la comisaría “lo vieron que estaba fuera de su puesto” mirándolos. Y una vez en la comisaría, la Presidenta de la Comisión de Fomento de Mallín del Muerto los llamó diciendo que se les estaba prendiendo fuego la casa. “Ahí, salimos disparados”, relató la víctima.

Cuando llegaron al puesto, tras recorrer unos 12 kilómetros de distancia, se encontraron con los Bomberos y a la policía en el lugar. "Ya estaba todo destruido -lamentó-. Prendieron fuego el corral con las 62 chivas preñadas y toda la casa estaba quemada”, describió. Solo sobrevivió una chiva, pero la tuvo que sacrificar porque tenía los ojos quemados y graves heridas. 

Una pelea de vecinos terminó con una casa incendiada y 62 chivas quemadas

"Las pruebas conducían al vecino”, según denunció el hombre. “Nos quedamos con lo puesto y nada más. Perdimos todas las chivas y más de un año de trabajo”, lamentó y adelantó que este jueves presentaría las pruebas en la fiscalía. 

“Me acomodaré para volver porque esta persona quemó para que nos fuéramos, pero no le voy a dar el gusto”, aseguró. 

PROBLEMAS CON VARIOS VECINOS

En tanto, la presidenta de la comisión de fomento rural de Mallín del Muerto, María Ida Maripan, contó que el acusado tiene problemas con varios de los vecinos. "Hace 30 años que vivo acá y hace 11 ocupo este cargo. Desde hace dos años que este hombre vino a usurpar la casa que tenemos problemas en el paraje", detalló en diálogo con el mismo diario. 

La familia de Susana es la propietaria del campo y "el matrimonio vive en la casa de lo que era el padre de ella", explicó Maripan. El agresor se instaló en el puesto de al lado, en donde vivía la tía de Susana, y nunca más se fue. "Estamos intentando solucionarlo por las vías legales, pero esto parece que no tiene solución. No sé que está esperando la Justicia", dijo la presidenta de la comisión de fomento.