COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – Los investigadores analizan las cámaras para identificar al perpetrador del robo al banco Macro, que dejó su remera y huyó con el torso desnudo. Según explicaron fuentes de la Seccional Primera de Policía, “se trata de un hecho aislado”. Sin embargo, la seguridad del Banco Macro nuevamente se puso en jaque en la madrugada del sábado.

Alrededor de las 5:45 del sábado, se activó la alarma de los cajeros automáticos del banco Macro y al concurrir el personal policial se encontró con una pared de durlock rota que da a la parte trasera de los cajeros, recinto en el que ingresa personal del banco y seguridad para cargarlos. De allí, el o los desconocidos se habrían llevado dos cajas plásticas de las que contienen el dinero, pero que en esta ocasión estaban vacías, informó Crónica.

Uno de los primeros indicios que encontraron los investigadores fue una remera que el sospechoso había dejado en el interior del recinto de los cajeros. La misma fue levantada y preservada para posteriores pericias.

Mientras aún se encontraban efectuado diligencias en el interior del Banco, dos efectivos que recorrían la zona céntrica encontraron las dos cajas plásticas en un contenedor de basura ubicado en la intersección de San Martín y España, a escasos metros de la entidad bancaria.

Estas no serían las únicas pruebas con las que cuentan los investigadores, ya que mientras trabajaban en el lugar, se acercó un hombre y dijo que había visto el momento en que un hombre con el torso desnudo salía del banco lo que le llamó mucho la atención.

Se espera corroborar los indicios este lunes cuando el personal de la Brigada de Investigaciones tenga acceso a las cámaras de seguridad tanto de la entidad bancaria como las del Centro de Monitoreo. .