QUILMES (ADNSUR) - Un nuevo hecho de inseguridad terminó con un delincuente fallecido. Ocurrió en la localidad bonaerense de San Francisco Solano, en el partido de Quilmes, cuando un joven de 24 años le arrebató el cuchillo a un motochorro que quiso asaltarlo. Mientras tanto, otro delincuente logró escapar. Los funcionarios de la Justicia resolvieron no detener a la víctima del robo porque se consideró que obró en legítima defensa.

El joven consiguió arrebatarle el cuchillo a los ladrones, el cual utilizó para defenderse del asalto.

Los funcionarios de la Justicia resolvieron no detener a la víctima del asalto al considerar que obró en legítima defensa, detalló Crónica. 

Según indicaron en los voceros de los tribunales de Quilmes al diario, el atacante que murió fue identificado como Agustín Alberto Miranda, de 23 años, quien residía en San Francisco Solano.

El hecho se produjo a las 23.30 del lunes en la calle 891, entre 837 y 838, cuando ambos motochorros interceptaron al damnificado y, tras amenazarlo con un cuchillo, le sustrajeron el DNI y un celular que el joven llevaba en una mochila.

El joven, en un descuido de los ladrones, y tras forcejear con ellos, les arrebató el arma blanca, que de inmediato utilizó para defenderse. Los ladrones huyeron en la moto.

Miranda, quien había resultado herido en el tórax y en uno de los brazos por la víctima del robo, cayó en calle 889, entre 843 y 844. Allí, el otro delincuente aprovechó para escapar.

El ladrón herido murió durante su traslado al Hospital Doctor Arturo Oñativia, en Rafael Calzada, en el partido de Almirante Brown.