La pareja detenida en julio de este año por atar de pies y manos, golpear y robarle a una jubilada de 75 años seguirá en prisión preventiva. Se trata de Gabriel Barrientos y Macarena Delgado, que ingresaron a la vivienda de la víctima con la excusa de realizar reparaciones.

Días atrás se concretó de forma presencial la audiencia de juicio abreviado en relación al imputado Barrientos y preliminar respecto Delgado.

Según informaron desde el Ministerio Público Fiscal en cuanto a la audiencia preliminar por la imputada Delgado se suspendió la preliminar y se dictó un cuarto intermedio para ser tratada esta semana.

El acto judicial fue presidido por la jueza penal Raquel Tassello, por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente Andrea Rubio, fiscal general; la defensa de Barrientos fue ejercida por María de los Ángeles Garro, defensora pública y la de Delgado por Mauro Fonteñez, defensor particular de la misma.

El imputado aceptó asimismo la pena de 7 años y cinco meses de prisión efectivos, la cual se consideró adecuada en cuanto a su monto y al daño causado, de acuerdo a las circunstancias atenuantes y agravantes del caso.

Finalmente la jueza penal resolvió mantener la prisión preventiva que cumplen ambos imputados, en el caso de Delgado hasta la celebración de la audiencia preliminar y en el caso de Barrientos hasta la audiencia de homologación el próximo viernes 10 de diciembre del corriente año donde resuelva si va a hacer lugar, o no, al abreviado.

La fiscal Rubio se refirió en un primer momento a la presentación del acuerdo abreviado por varios Legajos de investigación, donde el imputado Barrientos, asesorado por su defensora, admitió las circunstancias de tiempo, modo y lugar y su participación en varios ilícitos contra la propiedad.  

Uno de ellos acontece el 5 de julio de 2021, a las 15:20 horas aproximadamente, cuando Sebastián Gabriel Barrientos y Macarena Gisel Delgado se hicieron presentes en la vivienda sita en calle Av. Roca al 1100, de propiedad de la víctima, en razón de que habían sido contactados por la propietaria para realizar refacciones en su domicilio.

Una vez dentro de la vivienda, se dirigieron hacia la planta alta de la misma, quedando la propietaria en la planta baja. Luego de ello Barrientos y Delgado llamaron a la damnificada para que subiera a su habitación con la excusa de mostrar lo que había que cambiar de un calefactor, y en esas circunstancias, y una vez en la planta alta Barrientos tomo de sorpresa a la víctima y la tiro sobre su cama gritándole “callate vieja de mierda o te mato”, atándola de pies con un pantalón y manos con fundas de sábanas que estaba en la habitación, comenzando a realizar golpes de puño en su rostro y espalda.

Seguidamente, Barrientos y Delgado se dieron a la fuga previo sustraer distintos elementos electrónicos y de valor. Luego, siendo aproximadamente las 18:30 hs., la víctima, logró desatarse de los pies y se dirigió a la heladería “Grido”, que se ubica al lado de su vivienda en Avenida Roca 1107 en donde solicitó ayuda a una persona, la cual llamó a la policía, calificando el mismo como “robo agravado por lesiones graves” en calidad de “coautor” para Barrientos.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!