CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Un hombre irrumpió en la casa de su vecino y le cortó el pene con tijera. Luego huyó con el miembro viril en sus manos. El insólito caso sería una venganza por una infidelidad, informaron medios locales.

La víctima, cuya identidad no fue revelada, fue llevada a un hospital, donde se encuentra estable, informaron fuentes judiciales.

La policía rodeó la casa del agresor, Alex Bonilla, de 49 años pero no le encontraron ya que había ido a trabajar en una planta lechera de la zona, donde fue finalmente detenido, detalló TN. 

Según el relato de la víctima, Bonilla irrumpió en su casa, en la localidad de Bell (EEUU), y a punta de pistola lo obligó a ir hacia el dormitorio, donde lo ató y le cortó el órgano viril. 

Cuando ocurrió el hecho, en la casa de la víctima se encontraban sus dos hijos, a los que Bonilla amenazó.

Según el informe policial, en mayo pasado Bonilla sorprendió en su propia casa a su esposa teniendo sexo con el vecino.

El hombre fue acusado de cargos de crueldad infantil, entrada en una propiedad con la intención de cometer un delito, asalto agravado, agresión agravada, secuestro y uso de arma de fuego.

Para quedar en libertad condicional debe pagar una fianza de 1,25 millones de dólares.

Se desconoce si los agentes encontraron el pene seccionado y si los médicos que atendieron a la víctima pudieron reimplantárselo.