COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - María Egea, la mamá del joven, comentó que “Lucas había logrado que le dieran 12 horas de salida y por eso estaba feliz porque ya le quedaba poco para salir en libertad condicional”, lo que hubiera ocurrido el próximo 13 de febrero.

Agregó que “no es muy creíble que alguien se ahorque con una frazada y que se diga que ese mismo día, jueves, había salido y llegado hasta mi casa cuando él, el único día que tenía permitido salir con libertad asistida era los días domingos”.

Señaló que en más de una oportunidad “mi hijo me había confesado tener miedo de que la misma policía lo termine matando” por lo que “además de esta denuncia pública, lo que espero es que la investigación que se abrió por su muerte no se detenga y se castigue a los culpables”.

Respecto a la investigación abierta, aseguró que “no me han informado de nada. Sólo me dieron una hoja incompleta como certificado de defunción, en la que se señala que mi hijo falleció por asfixia mecánica pero, a su vez, se informó a la prensa que se había convocado a peritos en Criminalística de Gendarmería Nacional y eso espero que sea cierto".

Según destaca Crónica, la mujer confía en que la investigación pueda ser transparente y "se aclare el fallecimiento de Lucas" porque "no fue un suicidio". 

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!