CHACO - La denuncia fue realizada en sede de la Comisaría 46ª de Beltrán, en la provincia de Chaco, por la madre de la víctima. Según manifestó la mujer de 50 años a los uniformados, había mantenido una conversación con su hija menor, luego de que observara ciertas actitudes en la adolescente. Sospechando que mantenía alguna relación sentimental con algún vecino, comenzó a aconsejarla.

En medio de la charla, la menor le dijo que “su padre le estaba enseñando todo lo que una mujer tenía que saber”. Ante la confesión, el ama de casa ahondó en las preguntas, con el fin de conocer fehacientemente los pormenores de los dichos de la niña, informó A24.

“Mi papi me enseñó a hacer el amor y siempre me enseña más para que pueda ser una buena mujer para mi novio”, le reveló la víctima a la mujer, quien quedó atónita al descubrir que la menor era abusada por su concubino.

De acuerdo con lo manifestado por la denunciante, los ataques sexuales bajo engaños, se iniciaron cuando la menor tenía 10 años.

El sujeto solía quedar al cuidado de la víctima cuando su madre y hermanas salían a trabajar o realizar trámites. Los abusos iniciaron con manoseos y posteriormente se produjeron los accesos carnales. La adolescente de 12 años fue examinada por el médico forense, quien determinó que presenta lesiones en la zona genital compatibles con un abuso sexual. Ante la situación, se dispuso que la menor sea entrevistada por el gabinete psicológico del Poder Judicial y será sometida a una Cámara Gesell.

El agresor fue detenido

Tras la denuncia de la damnificada, el fiscal de turno de Banda y Robles ordenó la inmediata aprehensión del agresor.

Los efectivos realizaron un procedimiento que tuvo lugar en el barrio Virgen del Valle, de la ciudad de Beltrán, departamento Robles.

El sujeto de 53 años, quien trabaja como peón rural, fue alojado en sede policial y está imputado del supuesto delito de abuso sexual con acceso carnal en perjuicio de su hija de 12 años.

Será indagado en los próximos días por el fiscal del caso. (A24)