PUERTO PIRÁMIDES (ADNSUR) -  Tras el ataque, el hombre de 71 años se retiró en una camioneta marca Toyota Hilux pero fue interceptado en el puesto de control El Desempeño, ubicado sobre la Ruta N° 2 en el acceso a Península Valdés. Iba acompañado de dos jóvenes de 23 años y  tenía en su poder una carabina automática calibre 22, por lo que se investiga si utilizó el arma de fuego para rematar al animal, así lo informó Diario Jornada.

"Por lo que sabemos hasta el momento, un grupo de circunstanciales veraneantes observaron la violenta acción de cómo golpeaban hasta matar al animal con un palo porque el lobo se quedó enredado y aparentemente querían que salga de allí para no perjudicarlos en la faena", explicó Néstor García.

El ministro aseguró que "tal como lo establece la legislación vigente se caerá con todo el peso de la ley y no nos temblará el pulso para quitarle el permiso de pesca al pescador artesanal que haya cometido semejante aberración".

La denuncia fue radicada en la comisaría de la localidad de Puerto Pirámides por el vecino Ricardo Gustavo Martínez. Según el acta policial, Martínez declaró que "junto a mi grupo familiar pasamos el día en la playa denominada Villarino, donde se encontraban pescando varias embarcaciones una de ellas a remo con tres ocupantes que se encontraban tirando la red sobre la costa".

"Siendo aproximadamente las 17 me puse a observar la maniobra que realizaban y en un momento dado se acerca un lobo marino hacia la red en la que se quedó atrapado", agregó.

Martínez describió que "se observó claramente como un hombre mayor de barba blanca con una wader (equipo impermeable) color negro toma un palo de grandes dimensiones del bote y le da entre tres y cinco golpes en la cabeza al lobo matándolo de forma indiscriminada".

El denunciante explica que "en la costa, además de mi persona, se encontraba un grupo de jóvenes que observaron lo sucedido y los empiezan a increpar, lo filman y lo fotografían incluso el vehículo en el cual habían traído la embarcación".

"Ante la incomodidad que le generaban el cuestionamiento de los jóvenes deciden cambiarse de playa y se van remando a otra mientras que la persona que efectuó los golpes al lobo se bajó de la embarcación y lo hizo caminando por la playa", indicó el declarante.

También informó que "al pasar por donde yo me encontraba le pregunto si no había otra forma de sacar al animal de la red sin matarlo y me responde que "la red vale más que el lobo de m...". y que no iba a cortar la red para liberarlo, que tampoco iba a arriesgar que el lobo le arranque un brazo porque era su herramienta de trabajo".

Las actuaciones fueron derivadas al juzgado federal de Rawson, interpretando que lo ocurrido se enmarca en lo que pena la ley nacional 22.421 de "conservación de la fauna".

El artículo 26 de esa ley establece que "será reprimido con prisión de dos (2) meses a dos (2) años y con inhabilitación especial de hasta cinco (5) años el que cazare animales de la fauna silvestre utilizando armas, artes o medios prohibidos por la autoridad jurisdiccional de aplicación".

El subjefe de la policía del Chubut, Comisario General Néstor Gómez Ocampo confirmó a medios locales que "se interceptó en el puesto de salida de Península Valdés al presunto agresor y se le secuestró un arma, por lo que las actuaciones están en marcha".

Fuente: Agencia Télam