COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Los secretarios generales de los Sindicatos de Petroleros Jerárquicos de la Patagonia Austral, José Llugdar, y de Petroleros Privados del Chubut, Jorge Ávila, participaron de un encuentro junto a altos directivos de YPF en donde se acordó cómo se reducirá la actividad hasta que bajen todos los trabajadores.

En la misma, se llegó a un acuerdo en virtud de la crisis mundial derivada de la pandemia por Coronavirus, que tiene que ver con dividir cuáles son los equipos que van a empezar a dejar de perforar gradualmente, y a medida que vayan culminando con la tarea habitual, terminando el pozo en el que se encuentran y asegurándolo, de la misma manera que los Workover, el equipo se retira, baja y ya no vuelve a subir hasta que termine la cuarentena.

En el caso de la gente de Producción, que representa otra área dentro de lo que es la industria petrolera, y también para algunas partes del servicio de Pulling, se recibió por parte del Ejecutivo Nacional una directiva que vino emanada directamente del presidente de la Nación, Alberto Fernández, donde se busca mantener el abastecimiento de combustibles y de gas para el resto del país, teniendo en cuenta que se viene un cambio importante de clima en la región.

La característica que reviste esto, es que la gente que está en este momento en la parte de Producción está trabajando con entre un 40 y un 50% del personal con el que trabajarían habitualmente.

De tal modo, se lleva tranquilidad a la familia petrolera en general, en este caso de la operadora YPF, y que los familiares sepan que, una vez terminado el pozo, unas pocas horas, tal vez un par de turnos más dependiendo de su complejidad, ya dejarán de asistir al mismo.

Esto es gradualmente así, puesto que no se puede abandonar el equipo sin asegurarlo y se debe sellar el pozo para evitar el daño ambiental y ecológico, y que este no sea peor que lo que se quiere evitar.