CALETA OLIVIA (ADNSUR) - Los restos de Emmanuel Pereyra, el estudiante caletense que fue hallado ahogado en el Lago Nahuel Huapi tras visitar Bariloche con una delegación universitaria, fueron velados desde la medianoche y hasta las 11 horas de hoy sábado en la Sala B de la cochería San José, en Mitre y Tierra del Fuego, en Caleta Olivia. Desde la Universidad se agradeció al pueblo de Bariloche por la "inmensa ayuda, el acompañamiento y la amabilidad" durante la pérdida del estudiante de Comunicación Audiovisual. "Nos quedamos para siempre con los mejores recuerdos de Emmanuel, un joven lleno de alegría, con ganas incansables de progresar, un hombre de bien, inteligente y amante del diseño y la producción audiovisual, y que durante el viaje y en reiteradas oportunidades confesó lo “feliz” que lo hizo Bariloche y la belleza de sus paisajes", resaltó la UNPA en un comunicado.

"La decana de la Unidad Académica Caleta Olivia, Ing. Eugenia de San Pedro, en nombre del equipo de gestión y la comunidad universitaria de esta sede de la Universidad Nacional de la Patagonia Austral, hace llegar su sincero agradecimiento a los vecinos y la toda comunidad de la ciudad de San Carlos de Bariloche, por la inmensa ayuda, acompañamiento y la inefable amabilidad con la que nos encontramos durante el durísimo trance que tuvimos que atravesar ante la irreparable pérdida de nuestro estudiante, amigo, compañero y vecino Emmanuel Pereyra.

A las fuerzas vivas y de seguridad, a las instituciones públicas, a los medios de comunicación, y a todos los que de alguna manera se acercaron y solidarizaron con nosotros para todo lo que fue su búsqueda, durante largas horas de zozobra", destaca un comunicado de la UNPA.

Agrega que "en medio de tanto dolor y sufrimiento, queda el consuelo de haber hallado una ciudad de corazón abierto, que se brindó entera para colaborar con nosotros. Lamentablemente las cosas no resultaron como deseábamos, pero nos quedamos para siempre con los mejores recuerdos de Emmanuel, un joven lleno de alegría, con ganas incansables de progresar, un hombre de bien, inteligente y amante del diseño y la producción audiovisual, y que durante el viaje y en reiteradas oportunidades confesó lo “feliz” que lo hizo Bariloche y la belleza de sus paisajes.

Infinitas gracias, pueblo y vecinos de Bariloche. Gestos como el de ustedes hacen que uno se reconcilie con el mundo y pueda abrigar la esperanza de que nuestras comunidades y su amor serán el motor que nos harán avanzar como sociedad y como país", concluye el texto.