SANTA CRUZ (ADNSUR) - En un contexto donde la población de pumas y guanacos se ve cada vez más amenazada en la Patagonia, una fundación presentó una novedosa iniciativa que busca preservar a las especies a través del trabajo con productores ganaderos.

Según la iniciativa dad a conocer en las últimas horas por la Fundación Rewilding Argentina en el Parque Patagonia, se busca que los productores incluyan a perros protectores que protejan a las ovejas, y de esta manera mantengan alejados a los pumas y otras especies que eran asesinadas por el ser humano para cuidar su ganado.

“Hemos iniciado en Parque Patagonia, un proyecto de recuperación dentro de un ecosistema completo y funcional. Focalizamos en especies claves que tienen roles destacados en el ecosistema de la estepa patagónica, como el puma y los guanacos. Si no están esas especies, el ecosistema puede colapsar”, aseguró al respecto Sebastián Di Martino, director de conservación de la Fundación Rewilding Argentina, en diálogo con Infobae.

"Uno de los problemas es que hay gente que los ve como animales que los perjudican para sus producciones agropecuarias y se generan conflictos entre el interés por la conservación y la ganadería. Para encontrarle una solución, vamos a trabajar de otra forma. En vez de que la gente mate a los pumas o a los guanacos, queremos prevenir y ya trabajamos con productores ganaderos cercanos al Parque Patagonia para que incluyan a perros protectores de ganado que protegen a las ovejas. De esta manera, se ahuyenta a los pumas y otras especies silvestres y los productores no los matan. Se actúa de esta manera con la prevención”, detalló.

En ese sentido, contó que no es extraño que se utilicen métodos "arcáicos" para la protección del ganado como envenenamientos y matanzas indiscriminadas contra la fauna, por lo que se impulsa esta nueva iniciativa "mucho más racional".

Respecto a otras acciones, remarcó que "la presencia cercana del puma y el guanaco en Patagonia se tienen que percibir como una oportunidad para la gente. Por eso trabajamos en la preparación de guías de avistaje de la fauna silvestre”.

 “Es un atractivo importantísimo y eso mueve las economías locales. El guanaco desplazándose es un espectáculo increíble, y si el guía sabe contar todas estas historias, todo eso a la gente le gusta mucho”, sumó.

Cabe destacar que el uso de perros protectores también se ha impulsado en otras provincias como Neuquén y Mendoza, por la organización WCS Argentina, y en Río Negro, organizada por el INTA Bariloche.