CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Debido al incremento de casos de coronavirus, el Gobierno nacional implementó la semana pasada una serie de medidas para disminuir la circulación de personas, las cuales consisten en que los empleados del sector público trabajen desde sus casas.

Esta iniciativa estuvo en rigor desde el 29 hasta el 31 de marzo, pero como el primero y 2 de abril fueron feriados por Semana Santa, aun no habían regresado a la presencialidad. Finalmente este lunes se informó que la medida impuesta se extenderá hasta el próximo viernes 9 del corriente mes. Así lo detallaron a través de la Decisión Administrativa 303/2021, publicada en el Boletín Oficial.

Hasta el momento, los únicos organismos que quedaban afuera de ese sistema eran la Administración Nacional de Laboratorios e Institutos de Salud “Dr. Carlos G. Malbrán” (ANLIS); la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT); la Dirección Nacional de Migraciones; el Registro Nacional de las Personas (RENAPER); las Fuerzas de Seguridad Federales, las Fuerzas Armadas y el Servicio Penitenciario Federal; los empleados de salud y del sistema sanitario; el cuerpo de Guardaparques Nacionales y el Sistema Federal de Manejo del Fuego.

A partir de este lunes, a esta lista también se sumaron la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSeS) y el Instituto Nacional de Servicios Sociales para Jubilados y Pensionados (INSSJP), más conocido como PAMI. Esto debido a “la cercanía que estas organizaciones tienen con personas que, en muchos casos, no se encuentran familiarizadas con las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICs)”, señaló el Gobierno.