CORDOBA (ADNSUR) - Más de 300 mil flamencos australes llegaron durante el mes de marzo a la Argentina, en lo que se convirtió, como todos los años, en la mayor nidada de las aves rosadas en América Latina.

El objetivo de su llegada al país, que se da más precisamente en la Laguna de Mar Chiquita, Córdoba, es comenzar con su etapa de reproducción, siendo el mencionado depósito acuífero uno de los humedales más importantes del país y también punto de migración de diferentes especies de flamencos.

"Los vuelos que permiten contabilizar a las aves se realizan en dos momentos del año, durante el verano y el invierno", respecto al acontecimiento  Lucila Castro, bióloga y directora de la ONG Natura International, organismo que  junto al Grupo de Conservación de Flamencos Altoandinos (GCFA) y la Secretaría de Ambiente de Córdoba realiza censos periódicos para  impulsar la conservación de la especie.

Según se detalló, en los últimos relevamientos se detectaron cientos de miles de flamencos nidificando en la laguna, además de las más de 350 especies de estas aves, convirtiendo a la laguna en uno de los centros de hábitat más ricos en el mundo en cuanto a la biodiversidad se refiere.

La intención de los expertos es crear un sector protegido dentro de Mar Chiquita, dado que la especie se encuentra en la lista roja de animales amenazados de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN)