El Felicity Ace, un buque de carga que transportaba cerca de 4.000 vehículos del Grupo Volkswagen se incendió este viernes frente a las costas de Portugal. Los 22 tripulantes fueron rescatados por la armada portuguesa y están a salvo, pero se desconoce el destino de los autos a bordo del barco, que aparentemente viajaba hacia los Estados Unidos.

El Felicity Ace salió del puerto de Emden, Alemania, el 10 de febrero y se esperaba que arribara en Davisville, Rhode Island, en la mañana del 23 de febrero. El barco abandonado contiene vehículos de las marcas Volkswagen, Audi, Lamborghini, Porsche y Bugatti y ahora está a la deriva en el Atlántico.

“Supimos de un incidente relacionado con un buque de carga que transportaba vehículos del Grupo Volkswagen a través del Atlántico”, dijo un portavoz de la automotriz a Insider en un correo electrónico. “En este momento, no tenemos conocimiento de ningún herido. Estamos trabajando con las autoridades locales y la compañía naviera para investigar la causa del incidente”, agregó.

El barco transmitió una señal de socorro en la mañana del miércoles 16 de febrero tras un incendio que se había producido en una de las cubiertas de carga. La tripulación subió a un bote salvavidas y fue recogida por el Resilient Warrior, un petrolero operado por una compañía griega.

Las autoridades todavía estaban tratando de controlar el incendio ayer y ni Porsche ni Volkswagen parecen saber si los vehículos serán rescatables, según declaraciones enviadas a The Drive.

Con información de TN

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!