RADA TILLY (ADN SUR) - Javier Tolosano es director del Instituto de Desarrollo Costero de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco, y en diálogo con ADN Sur explicó las razones por la que podría ser cada vez más habitual ver esta especie de medusa en las costas de Rada Tilly. El especialista aclaró que si bien la aparición de este animal no debe preocupar a la población, se deben tomar recaudos ya que tiene organismos urticantes, lo que puede producir "irritación" pero no la muerte, como las que se hallan en Australia.

La medusa que apareció en Rada Tilly medía un metro y medio con los tentáculos estirados

El biólogo explicó a esta agencia de noticias que la medusa fotografiada este jueves en la bajada 22 de Rada Tilly es del género Chrysaora. "Es una especie que aparece generalmente en esta época, pero en esta zona muy de vez en cuando porque tienen que darse ciertas condiciones oceanográficas y no son habituales en la costa pero sí son patagónicas”.

Asimismo, Tolosano señaló que se trata de la misma especie que apareció en gran cantidad el año pasado en Puerto Madryn.  “Han ido reemplazando los nichos de alimentación de algunas especies de peces que fueron eliminados por la sobrepesca”, dijo.

 “Este animal está empezando a alimentarse de otras especies que antes utilizaban las especies que dejaron de estar, por ejemplo la merluza; ocupan el espacio ecológico que ocupaban otras especies dentro del mar”, resumió.

Si bien la medusa que apareció este jueves medía un metro y medio aproximadamente, Tolosano aseguró que “son animales que pueden llegar medir 4 metros de longitud de tentáculos y con un disco de un metro, en general son más grandes que las que vemos siempre que miden 15 centímetros”.

RECAUDOS

Por último, el biólogo aclaró que si bien la aparición de este animal no debe preocupar a la población, sí se deben tomar recaudos ya que tiene organismos urticantes: “si uno la toca o está en contacto con los tentáculos puede producir irritación, pero no son peligrosas como las de Australia que pueden causar la muerte”.

En caso de tener contacto con la medusa, recomendó  inmediatamente lavarse con agua de mar y no con agua dulce , no rascarse y no tocarse mucho  la zona “y en caso de que se agrave con una inflamación o enrojecimiento profundo de la zona ir a consultar al médico”.