El hecho ocurrió hace aproximadamente dos semanas, cuando Lucas Ortiz volvía del boliche junto a su novia. Por una escena de celos, ella decidió apuñalarlo y quedó detenida. Él, lejos de guardarle rencor, afirma que la perdonó y ahora pide su libertad. 

Todo sucedió en La Matanza, donde la escena quedó registrada por las cámaras de seguridad. Como consecuencia de la herida, Ortíz tuvo que ser internado y operado, con 18 puntos en el intestino. Una vez recuperado, presentó la denuncia y detuvieron a la autora del hecho. Pero ahora, pide que todo de marcha atrás. 

En comunicación con el programa Nosotros a la Mañana, de El Trece, Ortíz celebró que “la Justicia actuó rápido” luego de que mostrara “las pruebas”, pero habló sobre su cambio de postura. “La decisión pasa porque uno no puede vivir con rencor adentro, te hace mal. No podría hacerle mal a ella, siento que necesita más una ayuda que un castigo”, afirmó.

Si bien afirma que “la extraña”, aclaró que “no volvería con ella” porque sabe que “le hace mal” y no quiere “tener una persona así al lado”.  “Me dolió mucho lo que me hizo, le tengo un afecto, pero no creo que sea como antes”, recalcó.

“Quiero que la liberen para que la puedan ayudar, necesita ayuda por mucho tiempo, no puede salir a la sociedad como si nada tampoco”, continuó, al tiempo que indicó: “A la puñalada la sentí más en el corazón que en el abdomen”.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!