COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  Alexis salió el pasado sábado a eso de las 18 horas de su casa en Km. 3 y debía reunirse con un amigo que para arreglarle un celular; por eso andaba con uno “chiquito y viejo” que tenía de repuesto y con el cual se comunicó con su madre ese mismo día. 

Unos amigos lo dejaron a eso de las 23 horas en Rivadavia y España, cerca de la Escuela 83 y desde entonces no hubo comunicación con nadie. Su paradero se convirtió en una incógnita, cuando la mañana del lunes tampoco se presentó a su trabajo. 

María Victoria Berraza Velázquez, la mamá del joven señaló: "Queremos respuestas positivas de la policía, hemos recibido a mucha gente que se ha acercado, pero pasan las horas sin novedades y crece nuestra angustia".