CAPITAL FEDERAL - Las pruebas psicológicas suelen sacar a la luz aspectos profundos de la psicología individual, como este test que revelará detalles sobre tu personalidad. A partir de uno de los cuatro modos posibles de agarrar un vaso, obtendrás una respuesta.

La forma de sostener el recipiente refiere al lenguaje corporal de un hábito que a su vez funciona como espejo de particularidades psicológicas individuales. Por eso, es fundamental ser preciso con la elección que más se parezca a su modo de agarrar un vaso.

La forma en que agarrás un vaso revela mucho sobre tu personalidad

1. Con el dedo meñique levantado

Sostener un vaso o taza con el dedo meñique hacia arriba quiere decir que la persona se siente cómoda e incluso disfruta de tener todas las miradas sobre ella. Además, refiere a alguien que confía en sus habilidades y sabe cómo conseguir sus objetivos.

Al mismo tiempo, este lenguaje corporal habla de alguien que intenta dar siempre lo mejor de sí mismo tanto en la cotidianidad como en lo laboral. También trata de una persona respetada por su entorno debido a que es un huracán de energía. Por otro lado, refiere a quien disfruta de la buena compañía en vez de la soledad.

2. Con ambas manos

En el caso de agarrar el vaso con las dos manos al mismo tiempo, el lenguaje refiere a alguien tan tímido como sensible. Además, habla de una persona a quien le lleva tiempo conseguir confiar en los demás, pero al momento de lograrlo, se entrega completamente.

3. Lejos del borde del vaso

Agarrar un vaso por debajo, es decir lejos de los bordes por donde se toma, habla de alguien sumamente independiente que disfruta de la libertad. También refiere a una persona que no se deja influenciar por el resto y sigue firmemente sus ideas.

Además, este hábito refleja una total confianza para consigo mismo que sirve para conseguir los objetivos deseados. Al mismo tiempo, habla de quien irradia alegría y simpatía a su al rededor.

4. Cerca del borde del vaso

Sostener este recipiente por encima, es decir cerca del borde, refiere a una persona que tiene claramente definida su cosmovisión. Además, habla de alguien tan ambicioso como creativo, lo cual será fundamental para conseguir sus metas en la vida. También refleja una forma de ser honesta y leal.

Fuente: iProfesional