COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Su ventanal frontal es toda una marca registrada de Comodoro Rivadavia y la propia esquina es un icono donde decenas de vendedores ambulantes algunas vez se pararon a ofrecer diferentes productos. 

La galería La Favorita sin duda es un emblema del Centro de la ciudad y una referencia para el sector comercial. Sin embargo, tal como pasó con muchos comercios, la crisis que desató la pandemia del Covid -19 marcó el principio del fin para esta tradicional casa de Comodoro.

Hace unos meses La Favorita se puso en venta. Se trata de 800 metros cubiertos en un terreno de casi 500 metros cuadrados: 25 por San Martín, la principal arteria céntrica de la ciudad; y 20 por Bartolomé Mitre.

En la actualidad solo dos de los 33 locales que tiene están en funcionamiento, el resto quedaron vacíos y su frente prácticamente es un reflejo de la realidad que vive hoy el sector comercial de Comodoro.

El ocaso de La Favorita: venden la emblemática galería de Comodoro

Alejandro Groshaus (57), dueño de la inmobiliaria que lleva el apellido de su familia y que administra la galería, explicó a ADNSUR que la familia dueña de la propiedad hace un tiempo decidió poner en venta el inmueble. Por esa razón, a medida que se fueron venciendo los contratos no se fueron renovando. Así, hoy solo dos locales comerciales funcionan en el interior de la galería. 

Se presume que al menos hasta que finalice la prórroga de los contratos de alquiler continuará funcionando La Favorito, luego el tiempo dirá.

UNA GALERÍA HISTORICA

La Favorita tiene más de 37 años de vida. Antes que se convierta en galería fue un gran local de ramos generales, algo que Alejandro recuerda. “Cuando era chiquito yo jugaba ahí en el local que había, era solo un local grande donde te vendían de todo, desde una bombacha de gaucho hasta cosas para la ciudad. Iba a visitar a mis tíos, los tíos de mi papá, porque vivíamos acá en la Mitre y mis abuelos tenían local en la San Martín”.  

Alejandro asegura que hace tiempo las familias propietarias de la galería estaban pensando en vender. Sin embargo, la crisis que desató el coronavirus aceleró la decisión. “La pandemia cambió todo. Los dueños son gente de Buenos Aires, tres tíos de mi papá, y ahora quedó en manos de las familias de ellos y tienen ganas de dividir porque se va haciendo complicada la administración. Además, la galería dejó de ser redituable, porque son más personas. Entonces decidieron vender”, explicó.

Oros tiempos, cuando La Favorita era un solo local comercial.
Oros tiempos, cuando La Favorita era un solo local comercial.

La Favorita junto a Tower, Paseo del Sur y San Martín son de las primeras galerías comerciales que tuvo Comodoro. Quienes crecieron en la ciudad alguna vez pasaron por su frente o recorrieron su interior, sus características escaleras de la planta baja o la de estructura metálica que permite subir al primer piso.  

En su interior hubo tradicionales comercios de la ciudad, como la disquería La Luna o “Café Mix”, una confitería que cerró sus puertas al inicio de la pandemia, luego de 35 años de actividad. También hubo tiendas, locales de tatuajes y una tradicional peluquería: Monsieur Charles que estuvo desde mediados de la década del 80.

El ocaso de La Favorita: venden la emblemática galería de Comodoro

La pregunta que surge es qué sucederá con la galería una vez que se venda. La respuesta es incierta. Sin embargo, puede suceder de todo: desde su restauración para que continúe funcionando como tal, hasta su refacción para que se convierta en otro tipo de espacio. Así, atrás quedarán las vivencias de toda una ciudad; enamorados que alguna vez se encontraron en esas escalinatas, pequeños que jugaron en lo que parecía un pequeño patio cerrado y adolescentes que fueron a comprar el cassette o cd de moda para escuchar en el Walkman, el discman o en algún viejo equipo de música. Atrás quedará una parte del Comodoro de antes.