En tiempos en que no existía Facebook, Instagram y muchos menos TikTok, Leo Davies junto a Franco Ruarte y Matías Olocco, otros dos comodorenses que hoy están en tierras europeas, se animó a crear un sitio web que la rompió entre los adolescentes. Roolz.com.ar era el lugar donde se podía ver la movida joven de Comodoro Rivadavia y Rada Tilly. En la web se publicaban fotos en boliches, comentarios y se promocionaban distintos eventos. Era la meca cibernética entre la comunidad joven.  

Por ese entonces, Leo tenía tan solo 15 años, pero no duda en asegurar que Roolz para ellos fue un antes y un después. “Fue una linda experiencia para nosotros, antes de las redes sociales y Fotolog. Es muy loco pensar que hubiera pasado si hubiese nacido en otro punto del planeta porque era muy parecido a lo que después se convirtió Facebook. Pero para nosotros fue el juego del emprendedor inicial que nos imprimió ese ADN que nos acompaña hasta el día de hoy en cada emprendimiento y cada negocio que llevamos adelante”.

El comodorense que lanzó los vinos de La Dolfina de Adolfo Cambiaso

Desde Buenos Aires, Leo Davies dialogó con ADNSUR y recordó aquellos años en que todo comenzó, los tiempos de Editorial Polar, Noche Polar y Socios, y su desembarco en la gran ciudad, donde le volvió a dar un nuevo vuelco a su perfil emprendedor.

Es que por estos días, su presente es completamente diferente a hace tres años. En la actualidad encabeza Windy, la agencia que él mismo creó en 2018 y que hoy tiene oficinas en Córdoba y Buenos Aires; y tiene como socio a Paulo Domínguez, otro comodorense que hace años está radicado en Estados Unidos.

Con él fundó Windy Ventures, empresa que se dedica a desarrollar e invertir en diferentes startups, como Crowders, una plataforma de Equity crowdfunding sin fronteras, que se propone democratizar la inversión en nuevos startups para cualquier persona de Latinoamérica y el mundo; Nippy que fue seleccionada como uno de los mejores startups del mundo y el mes que viene participará de la World Entrepreneurship Cup que se desarrollará en Arabia Saudita; y Vignes des Andes, una bodega de la cual son accionistas y que recientemente lanzó el vino de La Dolfina, de Adolfito Cambiaso, el último logro de Leo.

Es que el vino es un éxito, y ya se vende en Argentina, más de 15 países de Europa con entrega a domicilio, y se exporta a México y Estados Unidos, algo que enorgullece al comodorense. 

“Estamos muy contentos con el lanzamiento, tenemos 100 hectáreas en Luján de Cuyo y se producen 70 hectáreas de viñedos. El proyecto es a largo plazo e incluye la construcción de un hotel. Se firmó en 2018, en 2019 hicimos el desarrollo de producción y pudimos empezar a vender en Argentina y exportar a Europa, México y Estados Unidos, pero hoy el gran objetivo es lograr comercializar en China donde el vino está en auge”, cuenta con entusiasmo.

Para Leo se trata de un “proyecto muy interesante” porque Adolfo Cambiaso está considerado el mejor polista de la historia a nivel mundial y La Dolfina el mejor equipo, máximo y único ganador de la Triple Corona en tres oportunidades.

Sabiendo esto, no duda en afirmar que este año el vino es el gran producto de Windy. “Es lo más destacado de este año porque cada vez que alguien compra un vino de La Dolfina sabe que es la misma botella que Adolfito lleva cuando se junta a jugar con los jeques árabes, la realeza o grandes personalidades del mundo, pero también por el potencial que tiene en el mercado extranjero”.

Los vinos de La Dolfina ya se venden en 15 países de Europa, Estados Unidos y México.
Los vinos de La Dolfina ya se venden en 15 países de Europa, Estados Unidos y México.

¿Pero cómo surgió todo esta empresa que ayuda a potenciar a otras que recién dando sus primeros pasos y que tienen potencial?. La respuesta refleja un poco el espíritu de Davies, mirar más allá de lo habitual. 

“Cuando surgió Windy la agencia fue pensada para brindar soluciones a clientes que necesitaban soluciones de marketing, pero siempre estuvo ligada a otros proyectos que me interesaba promocionar. Entonces en un momento nos dimos cuenta que necesitábamos hacer otros desarrollos distintos a marketing y tecnología para potenciar a empresas que están surgiendo y creamos Windy Venture para invertir en algunos emprendimientos. Ya lo hacíamos de forma esporádica, pero decidimos darle una estructura de trabajo, fondos para invertir y un marco de servicio para que cada emprendimiento que desarrollamos tenga un crecimiento más estructurado. Eso es básicamente lo que hacemos: cuando vemos un emprendimiento que creemos que tiene potencial, le brindamos servicios, tecnología y elementos de marketing, sobre todo porque hay un boom de nuevos startups que crecen a nivel global y que terminan convirtiéndose en unicornios. Entonces buscamos el próximo unicornio americano y también las gacelas que son otras compañías que dinamizan el mercado”, dice con optimismo.

El viento, sin duda, corre a favor de Leo Davies, que con solo 33 años tiene un futuro inmenso, aunque para él siempre el camino es el mismo: el emprendedurismo, apuntando al triple impacto y a nueva filosofía de mercado.  "Eso es lo que quiero. Lo que más aspiro es seguir invirtiendo y acompañando a emprendedores que están cambiando el mundo. En lo personal tengo una filosofía de vida, en cómo el mundo está cambiando por emprendedores y bueno, mi objetivo es poder apoyar a ese tipo de emprendedores en todos los ámbitos: político, económico, educativo. Me gustaría ser parte de esa nueva ola”, sentencia este comodorense que se animó a ir por más, siempre pensando en el futuro. 

El comodorense que lanzó los vinos de La Dolfina de Adolfo Cambiaso
¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!