El blooper de la vicepresidenta de la Nación Cristina Fernández de Kirchner durante una sesión del Senado en la que se mostró preocupada por el horario de cierre de la cadena de heladerías premium generó una polémica con Grido, una empresa de precios más populares, en la que se mezclaron helados y política.

“¿A qué hora cierra Rapanui? Lo tengo a 20 metros de casa", dijo Cristina sin darse cuenta que tenía abierto el micrófono.

Más allá de las repercusiones lógicas del tema, en las últimas horas las dos cadenas de helado se transformaron en tendencia en Twitter, ya que muchos aprovecharon para cuestionar al gobierno en la figura de la expresidenta y sus gustos "caros" en relación a lo "nacional y popular".

Tweet de 😸El Chatran Metalico😺
Tweet de Antifacho
Tweet de PeriodismoParaTodos

Claro, muchos otros aprovecharon para defenderla y criticar a los macristas:

Tweet de Checha 💚
Tweet de May Zozi