CHACO (ADNSUR) - La provincia de Chaco ingresó desde esta madrugada en una cuarentena obligatoria y el cierre de sus fronteras para poder controlar la transmisión del nuevo coronavirus en la comunidad. Fue tras confirmar el primer caso autóctono del país entre las 12 personas en las que se confirmó la infección. "Vamos a propiciar el cierre total de fronteras y la restricción de la circulación de las personas", informó anoche el gobernador Jorge Capitanich, y agregó: "se implementará un esquema de funcionamiento de comercios esenciales, para la provisión de alimentos, fármacos y combustible".

Las medidas incluyen garantizar "guardias mínimas" en servicios esenciales, como la provisión de las viandas a los chicos que habitualmente comen en las escuelas. "Tenemos casi 240.000 alumnos", dijo Capitanich. Durante la tarde, el Ejército empezó a montar carpas sanitarias en uno de los predios que tiene en la provincia. Y se analizaba cerrar el puente que la une a Corrientes.

Los 12 casos que confirmó Chaco incluyen a Gabriela Monzón, jefa de Consultorios Externos del Hospital Julio C. Perrando, de Resistencia. Anteayer, el área de Epidemiología local recibió de Anlis Malbrán el resultado positivo del estudio realizado a la muestra que la semana pasada se le había tomado a la profesional. Su esposo, que es director docente del Hospital Escuela de Corrientes, también está aislado desde la semana pasada.

"Hay un caso que se agregó ayer [por anteayer] de una mujer de 46 años, médica, que se habría reportado con síntomas el 12 de marzo", informó, temprano a la mañana, Paola Benítez, ministra de Salud Pública provincial.

Benítez indicó que la profesional había tenido contacto con pacientes con síntomas respiratorios en el hospital, pero que no había viajado ni había estado con casos sospechosos ni confirmados. "Como no se puede descartar el contagio, vamos a asumir este caso como un caso probable de circulación viral. Entramos a la fase de mitigación", sostuvo la ministra durante una conferencia de prensa.

En la provincia, según pudo confirmar La Nación , todos los casos de Covid-19 asistidos hasta ayer se mantuvieron concentrados en el sector privado, no en el público, donde trabaja Monzón. Desde el Ministerio de Salud Pública provincial informaron que el personal del hospital que estuvo en contacto con ella se encuentra en aislamiento "desde el jueves pasado, cuando se inició la sospecha".

El director del Hospital Escuela de Corrientes, Salvador González Nadal, declaró a El Litoral que "se tomaron todas las medidas preventivas con siete personas" que estuvieron en contacto con el esposo de la profesional que es director docente. Hacia la noche, 40 eran los médicos del Perrando que estaban cumpliendo el aislamiento domiciliario tras haber estado en contacto con Monzón. La mitad empezó con síntomas como los de la médica. 

Anoche, cuando el Ministerio de Salud de la Nación actualizó la cifra de afectados en el país, se indicó que la provincia concentra el 15% de los 79 casos confirmados. Es, después de la ciudad y la provincia de Buenos Aires, la tercera jurisdicción con más infectados.

En su informe diario, la cartera sanitaria nacional desestimó la aparición de un caso autóctono, a pesar de la confirmación del Ministerio de Salud Pública de Chaco. Ante la consulta, el Ministerio de Salud Nacional respondió que "por el momento, no hay circulación comunitaria", sin más evaluación epidemiológica. Según se pudo conocer, ayer al mediodía hubo comunicaciones entre la Nación y Chaco "para encontrar algún familiar o un contacto" que pudiera relacionar su contagio con un caso importado.

¿Qué significa la aparición de uno o más casos que no reúnan los requisitos de haber viajado a países con circulación viral activa o haber tenido contacto con un viajero? Básicamente, y lo más importante, sería el reconocimiento de parte de las autoridades sanitarias de que el virus está circulando en la población. Y, con esto, la necesidad de reforzar aún más las medidas que permitan interrumpir su transmisión comunitaria, como la cuarentena que se decretó ayer en Chaco con asistencia del Ejército, la Gendarmería, la Policía Federal y el cierre de sus fronteras.

"Al momento, en la Argentina, la mayoría de los casos son importados y se detecta transmisión local en contactos estrechos, sin evidencia de transmisión comunitaria. El país continúa en fase de contención", afirmaron desde el ministerio que dirige Ginés González García. 

Los 14 casos nuevos conocidos ayer son cuatro en la ciudad de Buenos Aires, dos en la provincia de Buenos Aires y en Córdoba, además de uno en Chaco, Jujuy, Salta, Río Negro y Santa Cruz. "Doce corresponden a personas con antecedentes de viaje a zonas de riesgo, mientras que los otros dos se trata de contactos estrechos de casos confirmados", se precisó