BUENOS AIRES (ADNSUR) - Tras anunciarse la continuidad de Carlos Tévez, confirmando su participación en la próxima Copa Libertadores, el entrenador Miguel Ángel Russo busca abrochar a otros dos delanteros: se trata de Mauro Zárate y Franco Soldano.

Desde Boca, a Zárate le ofrecieron un año y medio de vínculo y le bajaron considerablemente los números; y si bien ambas partes aceptaron este acuerdo, también pusieron una cláusula de salida en caso de que el jugador de 33 años no consiga la continuidad deseada en diciembre.

Pese a las ofertas que tiene, y al llamado de Guillermo Barros Schelotto para llevárselo a la MLS, Zárate se quiere quedar en Boca. Así lo detalló Diario Olé.

Por su parte, la negociación de Boca por Solano sería más sencilla. El club le ofrece contrato hasta diciembre de 2021, y el Olympiacos de Grecia no tendría problemas en aceptarlo.

Russo quiere al delantero de 25 años y los griegos quieren que se quede en la Argentina. Incluso, si hasta los números de los nuevo préstamo (300.000 dólares anuales) serían los mismos por el que se llegó a un acuerdo en el 2019 cuando llegó al Xeneize.