COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El avance de la pandemia del coronavirus a nivel mundial, la confirmación de nuevos casos de infectados en el país y el aislamiento preventivo de personas a nivel local parecen haber provocado -en las últimas horas- una concurrencia mayor a la habitual en los supermercados de Comodoro y Rada Tilly.

Changuitos llenos, pasillos colmados e incluso faltantes en algunas góndolas se pudieron ver este viernes en las grandes cadenas de supermercados de ambas ciudades ante el alerta por el avance del COVID-19.

En Rada Tilly, a las largas colas en las cajas se suma el desabastecimiento de productos, sobre todo de lavandina y artículos de limpieza, atentos a las recomendaciones de limpiar y desinfectar todo lo que pueda estar en contacto con las manos para evitar el contagio de cualquier tipo de virus.

Este grado de alerta también provocó el faltante de alcohol en gel y barbijos en farmacias de toda la zona. Sobre este último escenario, el Gobierno de la Provincia anticipó este viernes que se encuentra trabajando en el control de los puntos de venta y de los precios de los insumos considerados críticos.

Los controles se desarrollan en el marco de la adhesión plena por parte de Chubut a las medidas tomadas por el Gobierno Nacional para prevenir y contener el coronavirus en el territorio nacional. Se ordena que los valores se retrotraigan al 15 de febrero de 2020 y advierten que no podrán ser alterados por un período de 90 días.