Valérie Bacot es una mujer oriunda de Francia, tiene 40 años y mató a su esposo de un disparo en la cabeza el 13 de marzo del 2016. Fue juzgada en las últimas horas y finalmente fue liberada por la corte.

Bacot fue abusada por Daniel Polette desde que tenía 12 años y el hombre salía con su madre. En el año 95 el hombre cayó en prisión pero al salir volvió a la casa familiar peor que antes: "Todo volvió a empezar como antes".

Mató a su abusador, no irá a prisión y recibió una ovación en el tribunal

Según informó TN, a los 17 años la joven quedó embarazada, su madre la echó de su casa y sin un lugar donde vivir no tuvo otra opción que instalarse en la casa de Polette, con el cual tendría 4 hijos más.

El hombre ejerció violencia de género contra ella, llegó a golpearla con un martillo y estrangularla hasta hacerla desmayar mientras estaba embarazada.

Según el testimonio de Valérie Bacot durante el juicio, Polete la obligó a prostituirse mientras él le daba instrucciones a través de un auricular.

No tenía forma de escapar y un día decidió acabar con la vida de Polette después de escuchar una conversación que él mantenía con su hija en la que le preguntaba sobre su sexualidad.

En un primer intentó, probó ocasionarle una sobredosis, pero falló así que tomó la pistola de Polette y mató a su marido de un disparó en la nuca. Con la ayuda de sus hijos enterró el cuerpo en el bosque.

Valérie Bacot fue denunciada y detenida en el 2017 y según sus palabras le disparó por la “violencia extrema que sufrió durante 25 años y el miedo a que se repita contra su propia hija”.

Mató a su abusador, no irá a prisión y recibió una ovación en el tribunal

Este viernes la mujer recibió una condena simbólica de 4 años, por lo que no deberá volver a la cárcel. La corte calificó a la mujer como "víctima" después de ser violada, golpeada y prostituida durante años por su marido.

“Empieza un nuevo combate para otras mujeres. No me siento aliviada, sino agotada, física y mentalmente ”, dijo aliviada la protagonista.