COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR/Escuchá el audio) - La directora del Área Programática Sur, Myriam Monasterolo dijo, ante la posibilidad de pasar a una etapa de distanciamiento, que "en Madryn y Comodoro estamos empezando a amesetar la curva y dentro de unas semanas empezaría a bajar. Ahora está el foco  muy importante en la zona del valle y focos puntuales en la zona rural y la cordillera", dijo. Destacó que "la gente tomó conciencia" y que "tenemos más descomprimidas las terapias y las salas. Hablamos de 30 personas internados cuando semanas anteriores llegamos a 52. Hace dos semanas que no tenemos pacientes internados en la guardia a la espera de una cama", resaltó. 

"Ayer lanzamos el Plan Detectar en Río Mayo, estuvimos rastreando casos sintomáticos en domicilios y se estuvo evaluando por antígenos, por criterio epidemiológico y en algunos casos por PCR. Estábamos anoche con 48 casos activos", comentó. "Nos reunimos con el intendente para ver las restricciones de circulación necesarias en este momento para cortar la cadena de contagios", agregó.

"Hoy se tabajó en rastrillaje en el barrio Militar y de Gendarmería. Estaban preocupados porque dos personas de salud viven allí y también hubo algún voluntario positivo. Esta tarde están en el Gimnasio Malvinas Argentinas hisopando y el equipo se va a quedar hasta mañana en Río Mayo y luego sigue hacia Senguer", comentó.

"Tenemos tres enfermeros positivos. Ellos tienen un plantel importante y pudimos reasignar personal. Los puestos sanitarios tienen dos enfermeros. Tienen mayor dificultad en servicios generales, que estuvimos viendo cómo apoyar desde el municipio. Mañana está yendo una médica de Río Senguer y dos de Comodoro que se instalarán el resto de la semana para poder darle un descanso a la Dra. Al Dr. Gomez lo tenemos aislado por 10 días", agregó la directora del Área Programática Sur.

Ante la posibilidad de pasar a una etapa de distanciamiento y no de aislamiento como ocurre actualmente, dijo que "Madryn y Comodoro estamos empezando a amesetar y dentro de unas semanas empezaría a bajar la curva -consideró- y está el foco  muy importante en la zona del valle y focos puntuales en la zona rural y la cordillera".

"Creo que hay mucha más conciencia de la necesidad de cuidarse en la ciudadanía; están siendo mucho más responsables. Creo que tenemos que ir gradualmente volviendo a tener una actividad casi normal", mencionó.

𝑺𝒐𝒍𝒆 𝑯𝒆𝒓𝒓𝒆𝒓𝒂 on Twitter

"Las actividades son casi normales en casi todos los ámbitos. El domingo que se permitió la circulación sin DNI y estaba muy lindo, la gente usó tapabocas, mantuvo distancia. Eso habla de que podemos ir generando otro tipo de comportamiento de mayor apertura a la par de la responsabilidad", dijo Monasterolo.

Comentó que "todos los días tenemos algún paciente que ingresa pero tenemos más descomprimidas las terapias y las salas. Hablamos de 30 personas internados cuando semanas anteriores llegamos a 52. Hemos podido sumar más gente en la vigilancia epidemiológica. Estamos en casi 200 personas que hacen el seguimiento de todos los pacientes, lo que hace que la gente no llegue en situación tan grave a las guardias y que la gente esté más alerta para pedir ayuda. Eso hizo que las guardias no estén tan colapsada. Hace dos semanas que no tenemos pacientes internados a la espera de una cama en la guardia".

𝑺𝒐𝒍𝒆 𝑯𝒆𝒓𝒓𝒆𝒓𝒂 on Twitter

Sobre qué prevenciones habría que tomar para evitar un rebrote en marzo, dijo: "esperamos poder contar con la vacuna en marzo; tenemos que entender que la normalidad no va a ser del todo", mencionó. "Educación piensa en un sistema mixto. Un tiempo largo vamos a seguir conviviendo con situaciones que no son de la normalidad. Que no tengamos un rebrote como España va a depender del comportamiento en el verano, en las fiestas de fin de año. Hay que pensar en grupos reducidos, en distancia, en juntarse para compartir pero no amontonarse. Juntarnos a compartir un brindis tiene que ser con los sufucientes cuidados y medidas", detalló.