RÍO GALLEGOS (ADNSUR) - Las sucursales de Río Gallegos de la cadena Hipertehuelche debieron cerrar sus puertas por decisión del Ministerio de Producción, Comercio e Industria de Santa Cruz tras incumplir el Decreto de Necesidad y Urgencia lanzando por el Gobierno Nacional de aislamiento social, preventivo y obligatorio en el país.

De acuerdo al documento firmado por el presidente Alberto Fernández, el rubro de ferretería entra en el listado de actividades exceptuadas para la cuarentena y la empresa utilizó esa justificación para abrir sus puertas. Sin embargo, la firma está inscripta dentro de la categoría de venta de materiales de construcción, informó La Opinión Austral.

De este modo, el funcionamiento de este tipo de comercio violaría las medidas de aislamiento, por lo que la empresa tendrá prohibida su apertura hasta el 31 de marzo.