CÓRDOBA - Solange Musse falleció este viernes sin poder ver a su padre, al que le negaron el ingreso a Córdoba y obligaron a regresar a Neuquén escoltado por patrulleros, sin darle tiempo siquiera a descansar al costado de la ruta. Como no llevaba consigo el resultado negativo de un hispoado de covid-19, le hicieron un test rápido en el límite de la provincia de Córdoba y -aunque le dio "dudoso"- eso fue determinante para que le impidieran continuar su viaje. En Neuquén se hizo un hisopado, y el resultado fue negativo. Una situación similar también atravesó una pareja de comodorenses que tampoco pudieron ingresar a Córdoba por el resultado de un testeo rápido, y ahora se conoce que ambos dieron negativos para coronavirus.

Desde la Provincia de Córdoba este viernes salieron a responder por el caso que generó polémicas y amplias repercusiones, y dijeron que “cumplieron el protocolo”.

"Estamos muy sentidos, lamentamos lo sucedido", declaró Claudio Vignetta, uno de los integrantes del Centro de Operaciones de Emergencia (COE), a El Doce, y agregó que "lo que hicimos fue cumplir el protocolo de ingreso a la provincia".

Pablo Musse, papá de Solange, fue detenido en un control sanitario en Huinca Renancó y lo obligaron a volver a Neuquén por un hisopado que había arrojado un resultado dudoso. Este viernes se conoció que el hisopado que se le realizó dio negativo para coronavirus.

"Se le hizo el test rápido para intentar ayudarlo. Le dio positivo, lo que indicaba que posiblemente podía tener COVID-19. Por lo tanto se le hizo retornar a su provincia", dijo el funcionario.

"Si le permitíamos el ingreso poníamos en riesgo a la población de Alta Gracia. Tenemos que cuidar a todos los cordobeses, esto es cumplir las normas", se justificó.

Por otra parte, Pablo Musse había dado declaraciones este viernes luego de que se conociera la terrible noticia de la muerte de su hija. "Dio negativo, me lo hice el lunes. Dio negativo y estos hijos de remil p…no me dejaron pasar a ver a mi hija", reseña Vía País.