Dos mujeres estadounidenses sorpendieron al mundo al idear una inusual venganza contra el marido de una de ellas, quien le era infiel con la otra: organizar un viaje juntas alrededor del mundo pagado por el hombre.

En base a los reportes mediáticos, Kristen Bishop se enteró de la infidelidad cuatro días antes de un viaje que había organizado con su pareja, luego de que Sophie Miller, la amante, la contactara para contarle la relación entre ambos.

Comprobada la infidelidad, las dos mujeres establecieron un vínculo y organizaron la minuciosa venganza, a partir de la cual Miller viajaría al mismo destino que la pareja en un vuelo diferente, y luego se juntaría con Bishop para enfrentar a "Adam", un nombre ficticio asignado al hombre para proteger su identidad.

“Nunca se había quedado sin palabras, hasta ese momento”, relató Bishop en relación a la reacción de su marido.

Una vez terminada la relación de ambas con Adam, le contaron que todas las reservas de excursiones, hoteles y vuelos internos habían sido cambiadas a nombre de Miller, y que harían uso de las mismas durante el tiempo que durara el viaje.

“Realmente nos unimos durante los ocho días de viaje y es, con mucho, lo más feliz de esta desafortunada situación, que encontré una gran amiga”, afirmó Bishop.