Una joven chilena vivió "la cita más corta del mundo" y decidió compartir la experiencia en su cuenta de Twitter, en un realto que rápidamente se volvió viral.

Se trata de "la mamá de Luke", como la joven se identifica en la red social, quien según contó, arregló para reunirse en un bar con un hombre y, como llegó temprano, decidió esperarlo tomando una cerveza. Sin embargo, antes de terminarse el segundo vaso, todo había llegado a su fin.

"Hoy tuve la cita más corta de mi vida. Me habían traído recién mi 2da cerveza y no me pude resistir", comenzó su relato previo a mostrar la conversación que tuvo con el joven.

- Mira, a este punto creo que ya sabes que esto no está funcionando para mi.

- Si, entiendo, pedimos la cuenta?
- No te preocupes, yo pago.
- Me voy?
- POR FAVOR, SÍ.

Si bien ese fue el diálogo de cierre que ambos mantuvieron, tras revelarlo dio más detalles sobre el suceso.

Tweet de La mamá de Luke

"Voy a echar el chisme. (El hombre) Llega al local después que yo y yo ya había pedido una IPA". Entonces él opinó sobre la bebida: "Esa cerveza no es de otoño". Ella respondió: "Ah, pero es que me gustan incluso cuando hace frío", contó que se dijeron.

"¿Por qué tienes tu perfil privado en Instagram?", le cuestionó de manera repentina el hombre. "Porque publico muchas cosas personales, prefiero que solo haya gente de confianza", justificó ella.

"Parece que ocultas algo", insistió el joven. "Nada de eso, es solo seguridad. Me siento más cómoda así", fue la respuesta de la protagonista de la historia previo a recibir un sorprendente "¿Estás traumada o algo?".

Fue esa frase la que desencadenó el final de la cita. "Bueno, hagamos como que nada de esto sucedió y busquemos un tema más ameno: ¿A dónde quieres viajar? Dentro de Chile, me imagino", preguntó el hombre intentando reflotar la conversación.

 "Ahí fue cuando le dije que esto no iba a ninguna parte y que yo iba a pedir la cuenta, pero que no se tenía que quedar mientras yo terminaba mi cerveza (recién traída) porque yo pagaba la cuenta. Que por favor se fuera", cerró su relato la joven, de lo que sería entonces "la cita más corta del mundo".

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!