CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Una joven de 19 años se retocó el mentón, pero el resultado que obtuvo no fue el esperado. Se trata de una australiana, Sofía Marroquín, quien decidió someterse a un tratamiento estético para reducir el exceso de grasa debajo de la pera, y su cara quedó inflamada e hinchada.

Sofia Marroquin on TikTok

Sin bien Marroquín no estuvo expuesta a ningún tipo de riesgo, tras la operación su rostro quedó cuadrado.

Esta joven que decidió “arreglarse la cara” pensó que la hinchazón producto de la operación había deformado su rostro, generándole moretones temporales que le dieron a su cara una forma cuadrada y deforme, según publicaron medios internacionales. 

El resultado del procedimiento quirúrgico fue compartido por Marroquín en la red social TikTok. Allí mostró su “nueva apariencia” después de haberse sometido al tratamiento de belleza.

“Me metí unas hermosas agujas en la cara. Mi familia no tiene idea de lo que acabo de hacer y estoy a punto de contárselos”, explica la joven en el video antes de saludar a sus padres y hermana. 

En su primera publicación no había explicado el motivo de la hinchazón, pero luego de su viralización con más de tres millones de reproducciones, tuvo que hacerlo, según publicó Telefé Noticias. 

“Me metí unas hermosas agujas en la cara”, contó. Y luego dio más detalles: “Es un tratamiento que elimina la grasa de la parte inferior del rostro llamado Kybella. Como tenía mucha cubriendo mi mandíbula, intenté eliminar un poco, para verme mejor”.

El procedimiento, que consta de una inyección no quirúrgica, está aprobado por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) de Estados Unidos. Su misión es “destruir físicamente las células de grasa” ubicadas debajo del mentón, en la papada, gracias al ácido desoxicólico, según detalló The Sun.